Martes, 23 de Octubre de 2007

La señora, el presidente de Renfe y la fatiga de los viajeros

LEA DEL POZO ·23/10/2007 - 22:24h

El presidente de Renfe, José Sagueiro, ayer estuvo en apuros. Unos 50 periodistas le esperaban en una oficina improvisada como punto de información en la plaza España. Cámaras, grabadoras y bolígrafos a punto. Y, justo cuando el hombre se dispone a hablar, una señora interviene.

"Me han dejado en plaza España y ¡espabila! Y yo quiero ir a Passeig de Gràcia. Que no ponga que todo es gratuito, porque es ¡mentira!". Se lo dice a Salgueiro. Los colaboradores nerviosos. Él también. "Señora", dice alguien. Ella lleva una chaqueta verde y un peinado a base de laca. Y continúa. "No, no, es que...". Y al final "señora, Renfe le va a solucionar su problema". Ella se calla. Pero decide esperar. Empieza la rueda de prensa. Cifras, números y explicaciones.

"Claro que hay que estar cabreado. Hay que estarlo". Quien habla es Gemma Gutiérrez. Va a paso ligero "aunque me puedo parar cinco minutos", concede. Es comercial, vive en Sitges y normalmente tarda 45 minutos en llegar a Barcelona. Hoy ha tardado una hora y media.

"Hay que hacer reclamaciones, aunque no se puede estar de mala leche todo el rato". Ella no lo está. Pero tampoco salta de alegría. "Llamé al trabajo para decir que llegaría tarde y después tendré que recuperar las horas".

"A Gavà, ¿quién va a Gavà?". Y los pasajeros van pasando. Paso firme pero sin correr. "Por aquí, aquí".

Éste es el autocar de Jonathan Chacón. Va a Gavà. Es estudiante y compra abonos de tres meses. "Hoy me han dado uno de un mes. Pero ¿de qué me sirve a mí si no puedo utilizar el mío que ya está pagado?". Hoy ha tardado "una hora y pico". Ayer más. "El conductor se perdió y estuvimos dando vueltas".

El caos ya ha pasado. "Hoy nos hemos organizado y hemos ido en coche", decía Joan Martí. Y muchos más, "es lo que hay".

Noticias Relacionadas