Lunes, 22 de Octubre de 2007

El Instituto de Empresa Familiar pide el fin de la crispación política para seguir creciendo

EFE ·22/10/2007 - 13:29h

EFE - El presidente del Instituto de la Empresa Familiar, Juan Roig, ha pedido hoy a los partidos que pongan fin a la "excesiva tensión política" en la inauguración del X Congreso Nacional de la Empresa Familiar. En la imagen, Roig (d) acompañado de la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, durante la asamblea ordinaria de socios de la IEF en mayo pasado en Madrid. EFE

El presidente del Instituto de la Empresa Familiar, Juan Roig, ha pedido hoy a los partidos que pongan fin a la "excesiva tensión política" para "avanzar en la construcción de un marco de crecimiento y desarrollo que contribuya al bienestar general de la sociedad".

Roig ha realizado estas declaraciones en el acto de apertura del décimo Congreso Nacional de la Empresa Familiar, que hasta mañana reúne en Palma a 620 personas procedentes de toda España.

Ante un auditorio en el que se encontraba el presidente de Baleares, Francesc Antich, Roig ha apuntado que, a pesar de las turbulencias de las últimas semanas, "hay razones para ser moderadamente optimistas respecto al crecimiento económico de los próximos meses".

En este sentido, ha asegurado que "son muchos" los datos que indican que la situación económica en España está "saneada" y que va a seguir siendo buena, como los niveles de creación de empleo, gasto interno, inflación, inversión en bienes de equipo y las cifras de facturación de muchas empresas.

Sin embargo, la "situación socioeconómico hace difícil entender la coyuntura política vivida a lo largo de la legislatura".

"A pesar de la paz social existente, el crecimiento alcanzado, el clima de tensión política no ha desaparecido, incluso el ruido es cada vez más fuerte", ha criticado.

Es por ello que ha reclamado a los políticos que de cara a las próximas elecciones generales "no utilicen el enfrentamiento para ganar votos y que busquen todas las fórmulas posibles para encontrar puntos de consenso".

Al respecto, ha recordado que el "consenso entre las fuerzas políticas es productivo para la economía real" y ha solicitado que en el próximo mandato se alcancen consensos en terrorismo, inmigración, formación profesional, reforma laboral y unidad de mercado.

"Pero ante todo, lo que la empresa familiar pide para esta próxima legislatura es el máximo consenso en concretar hacia dónde queremos que vaya España en los próximos años. Necesitamos que se genere el clima de confianza suficiente que nos haga a los empresarios incrementar los niveles de inversión y creación de empleo y, con ello, incrementar la productividad", ha añadido.

En otro momento, el empresario ha reconocido la labor institucional de la Monarquía en todos estos años, que ha contribuido al periodo de estabilidad y prosperidad continuado de los últimos años.

Antes, el presidente del Instituto de la Empresa Familiar ha destacado la importancia del congreso de hoy, a fin de consensuar las peticiones que se han de trasladar a la clase política "sin miedos" ni "manipulación".