Viernes, 19 de Octubre de 2007

Fomento decidirá la próxima semana si restringe el tráfico de Cercanías en Barcelona

EFE ·19/10/2007 - 13:55h

EFE - Operarios de Adif trabajan junto a un tren de cercanias en uno de los dos socavones registrados el miércoles en las obras del AVE en el barrio de Bellvitge, en Hospitalet de Llobregat. EFE

El ministerio de Fomento decidirá a principios de la próxima semana si restringe temporalmente el tráfico de Cercanías que transcurre junto a la vía en construcción del AVE hasta la estación de Barcelona-Sants ante las últimas incidencias, como la aparición de cinco socavones en este tramo.

Según han explicado a Efe fuentes del Ministerio de Fomento, se están estudiando "todas las posibilidades" para garantizar la seguridad en este tramo, entre ellas cerrar una de las vías que transcurre entre Sants y l'Hospitalet, que afectaría a las líneas de Cercanías C-2 y la que enlaza con el aeropuerto de El Prat.

El secretario de Estado de Infraestructuras, Victor Morlán, ha encargado varios estudios, que irá recibiendo a lo largo de este fin de semana, y una vez los tenga todos tomará una decisión, que anunciará, muy probablemente, entre el lunes o el martes de la semana próxima.

Estas fuentes también han explicado que actualmente se están elaborando al menos, hasta tres informes diferentes.

Técnicos de Adif y de OHL, la empresa constructora del túnel del AVE en el citado tramo, están elaborando sendos informes, y además, un grupo de técnicos especializados redacta un tercero.

Entre las posibilidades que se barajan está incluso la de cortar completamente el tráfico de la línea C-2, que enlaza Barcelona con Vilanova i la Geltrú y Sant Vicenç de Calders, en ambos sentidos.

No obstante, las fuentes del ministerio consultadas por Efe han subrayado que existen "varias alternativas" para hacer frente a la situación que se está produciendo en el tramo afectado y que cortar el tráfico "no es la única posibilidad".

En declaraciones a TV3 recogidas por Efe, Víctor Morlán, ha declarado que para tomar alguna decisión aún tiene que ver "en qué medida afecta a todos los usuarios", pues los usuarios de Cercanías "tienen que tener garantizado, por ese servicio o por un medio alternativo de transporte, su desplazamiento desde su casa hasta el centro de trabajo y del centro de trabajo hasta su casa".

Morlán ha añadido que sabe que las decisiones que se tomen, "tal como se está focalizando todo este proceso, alguien las apoyará y alguien no las apoyará", pero, ha añadido, "cuando yo tome la decisión, los usuarios de Cercanías tienen que tener la garantía de que van a poder ser desplazados".

Por su parte, el conseller de Política Territorial y Obras Públicas, Joaquim Nadal, ha afirmado hoy que no es partidario de cerrar ninguna línea "gratuitamente", "simplemente porque sea más fácil para las obras del AVE".

Nadal ha asegurado, en declaraciones a Catalunya Radio recogidas por Efe, que "este no es el camino, y si en algún punto (las vías) se tocan tanto que alguien cree que, analizando todos los datos de cada momento hay algún riesgo, debe proponer una medida, evidentemente de emergencia, pero si no, no sería necesario".