Jueves, 18 de Octubre de 2007

Naturaleza humana de los neandertales

El investigador del Museo Nacional de Ciencias Naturales (CSIC) Antonio Rosas explica las habilidades vocales del Homo neanderthalensis

ANTONIO ROSAS ·18/10/2007 - 22:17h

El habla es una de las facultades más esenciales del ser humano y un instrumento casi imprescindible de la capacidad cognoscitiva; es decir, una herramienta del pensamiento. El debate sobre el origen del habla se ha polarizado en dos extremos. Los que han considerado que las especies más antiguas y primitivas del género Homo (los llamados Homo habilis) ya tendrían esta capacidad. Y, en el otro extremo, los que han considerado que el lenguaje articulado y simbólico sería un atributo evolutivamente muy reciente y propio de Homo sapiens.

En esta última opinión se inscribe el ver a los neandertales como homínidos desprovistos de esta capacidad. En esta línea, tradicionalmente se ha visto a esta especie carente de muchas de las facultades asignadas a lo humano; una opinión que va quedando poco a poco superada.

Las evidencias a favor de la capacidad de hablar de los neandertales han sido diversas, desde la base anatómica de la fonación (basicráneo y laringe), anatomía del hueso hioides, capacidad de audición necesaria para el habla hasta la complejidad cultural inferida de la cultura material. No obstante, todas estas evidencias han estado sujetas a un cierto margen de discusión. Ahora presentamos una novedosa aproximación a este debate consistente en estudiar la evolución de los genes necesarios para la adquisición del lenguaje.

La investigación presentada por el equipo de El Sidrón desvela que los neandertales compartían con nuestra especie una proteína FOXP2 (implicada específicamente en el desarrollo de la capacidad de hablar) idéntica a la de los humanos actuales. La inferencia más plausible es que los neandertales, como los humanos modernos, también poseían habilidades para el habla.

Me preguntaban si podemos considerar a los neandertales como personas. Mi respuesta fue contundente: sí. Muchos son los rasgos físicos y culturales que podemos esgrimir para apoyar esta idea. Ahora les sumamos un atributo genético asociado a la capacidad de habla, la noción queda aún más clara. Eso sí, los neandertales era personas pero a su manera, no a la nuestra.

Noticias Relacionadas