Jueves, 18 de Octubre de 2007

Espinosa avanza que la anchoa ha mejorado, pero no hay lugar para optimismo

EFE ·18/10/2007 - 23:36h

EFE - La Ministra de Agricultura y Pesca, Elena Espinosa, degusta una anchoa durante la inauguración de la primera Conferencia Mundial de la Anchoa, que se celebrará hasta el próximo dia 21 en la localidad cántabra de Santoña. EFE

La situación de las reservas de anchoa en el Golfo de Vizcaya ha mejorado después de tres temporadas consecutivas de veda, pero los primeros resultados de los informes científicos "no arrojan demasiado optimismo", según ha anunciado hoy la ministra de Agricultura y Pesca, Elena Espinosa.

Espinosa ha clausurado esta tarde un congreso sobre la anchoa celebrado en Santoña, el principal puerto de bajura de Cantabria y sede de una potente industria conservera, transmitiendo al sector que "probablemente" habrá que hacer frente en 2008 a una situación de esta pesquería semejante a la de los tres últimos años

En este periodo de veda de anchoa en el Cantábrico, el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación ha destinado 21 millones de euros en ayudas a los armadores y marineros.

La ministra ha precisado que aún hay que esperar a contar con todos los elementos de juicio necesarios para tomar una decisión, pero también se ha mostrado partidaria de seguir el consejo de los científicos.

"Los informes de los que disponemos a fecha de hoy son preliminares y en ellos todo apunta a que el recurso todavía no está en condiciones", ha insistido Espinosa en declaraciones posteriores a los periodistas.

Así, el Ministerio va a mantener su postura de atender las recomendaciones científicas y, si éstas dicen que la anchoa no se ha recuperado "tendremos que seguir manteniendo la postura de tener cerrado el caladero".

Ante las peticiones formuladas por algunas cofradías vascas para que se levante la veda, Espinosa ha recordado que el criterio de seguir el consejo científico "ha sido la reivindicación permanente de las cofradías de pescadores en los últimos años y yo espero que ahora ninguna cambie de opinión".

La ministra también ha considerado que, si la pesquería sigue cerrada, el cupo de importación de bocarte de otros países autorizado por la UE (10.000 toneladas de anchoa en salazón para el trienio 2007-2009) "garantizará el normal funcionamiento del sector conservero".

En el acto de clausura de la I Conferencia Mundial de la Anchoa también ha intervenido el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, que ha pedido al Gobierno que "presione" para que no se pueda pescar anchoa en el Golfo de Vizcaya y en el resto del mar Cantábrico hasta que el recurso se haya recuperado por completo.

El presidente cántabro se ha mostrado partidario de mantener cerrado el caladero "uno, dos, tres años, los que hagan falta", y de pedir a la Comisión Europea que ni siquiera autorice campañas de exploración científica que en realidad sean "un truco para que otros pesquen y vendan", en referencia a la flota del sur de Francia.

Revilla está convencido de que la anchoa se recuperará y ha animado a las industrias a seguir produciendo conservas con anchoa importada de otros países.