Archivo de Público
Jueves, 8 de Mayo de 2008

Muñoz se declara "primer responsable" del conflicto con el equipo de la Davis

Tras reunirse con el secretario de Estado para el Deporte, Jaime Lissavetzky, "tiende la mano" a Emilio Sánchez Vicario

AGENCIAS ·08/05/2008 - 07:50h

EFE - Imagen tomada de Televisión Española en la que el seleccionador español de tenis, Emilio Sánchez Vicario, acompañado de los tenistas (izda a dcha) Nicolás Almagro, Feliciano López, Carlos Moyá, David Ferrer, Rafael Nadal y Juan Carlos Ferrero.

El presidente de la Real Federación Española de Tenis (RFET), Pedro Muñoz, mantuvo ayer una reunión con el secretario de Estado para el Deporte, Jaime Lissavetzky, en la sede del Consejo Superior de Deportes (CSD), para aclarar la polémica que rodea la elección de la sede para las semifinales de la Copa Davis, una decisión de la que el presidente declaró hacerse "primer responsable".

"Para tomar la decisión, tendremos en cuanto tanto los informes de las visitas como los que haya elaborado la ITF y la someteremos al respaldo de la Junta Directiva que se reúna mañana (por hoy). Me haré total responsable de la decisión que se tome", confesó Muñoz.

Además, y en búsqueda de una mayor claridad, el presidente de la RFET anunció que "por primera vez en la historia se podrán consultar los pliegos presentados por cada una de las candidaturas".

De esta forma, afirmó, el organismo que preside trata de "ponerse al nivel del tenis español". "Creo que esta es la forma más clara de resolver una situación como esta. Nuestra Federación está llevando a cabo grandes cambios para ponerse al nivel de los jugadores, y esta vocación institucional es un nuevo paso al respecto", señaló.

Respecto a la designación de la sede para la disputa de las semifinales de la Copa Davis, una decisión que ha levantado una gran polémica en el mundo de la raqueta, Muñoz mantuvo en todo momento que "las cuatro candidatas mantienen aún opciones de ser elegidas".

"Antes, el problema habría sido solucionado por una multinacional del sector. Sin embargo, ahora será la Federación, las Federaciones Regionales, y las instituciones implicadas quienes se encarguen de encontrar una salida", argumentó.

"Tiendo la mano a Sánchez Vicario"

A la hora de abordar la polémica con el equipo de la Davis, el presidente de la Federación afirmó "tender la mano" a Sánchez Vicario para buscar una solución considerando que "el tenis español está por encima de todos", al tiempo que declaró sentirse "dolido como persona y sereno como responsable".

"Es una situación delicada, a la que creo que he respondido de forma calmada como presidente de la Federación, no como persona, porque considero que hay cosas que no se pueden aceptar", aseveró Pedro Muñoz, que aprovechó la ocasión para aclarar el malentendido con los tenistas.

"Se tendrá en cuenta al 100% la opinión de los jugadores en lo que respecta al ámbito deportivo, pero la Federación se sostiene sobre cuatro pilares, que son el deportivo, el político, el económico y el social, y en base a todos ellos tomaremos una decisión", sentenció.

Así, y a pesar de la problemática suscitada durante las últimas fechas, Pedro Muñoz hizo una "llamada a la unión" de todo el tenis español, que en su centenario se encuentra ante "una gran oportunidad".

"Debemos considerar esta eliminatoria como una gran fiesta", añadió. Por su parte, Jaime Lissavetzky confirmó que el objetivo de la reunión, a la que también acudieron Javier Duarte, director técnico de la Federación, y Angel Luis López De la Fuente, subdirector de alta competición, era "informar del estado real de la situación y de todo lo que ha aparecido en los medios durante los últimos días".

"Quisiera destacar la predisposición mostrada por Pedro Muñoz para avanzar hacia la normalidad y la tranquilidad en el tenis español de cara a la Copa Davis, que ha lanzado una propuesta para reunirse con Sánchez Vicario y reabrir el diálogo", concluyó Lissavetzky.

Noticias Relacionadas