Archivo de Público
Jueves, 8 de Mayo de 2008

Queda visto para sentencia el juicio por la primera causa del caso Andratx

EFE ·08/05/2008 - 13:43h

EFE - El ex alcalde de Andratx, Eugenio Hidalgo, en un receso en la Audiencia Provincial de Palma de Mallorca, donde hoy ha concluido el juicio, que el juez ha dejado visto para sentencia por la primera causa del caso Andratx.

El tribunal de la sección segunda de la Audiencia Provincial de Palma ha dejado visto para sentencia el juicio oral de la primera causa del llamado "caso Andratx", tras la presentación de los informes de conclusiones por parte de la Fiscalía Anticorrupción, acusación particular y defensores.

La última jornada del juicio oral por la construcción de un chalé en una caseta de aperos ubicada en un terreno con protección especial, propiedad del ex alcalde de Andratx Eugenio Hidalgo, se ha prolongado más de cuatro horas, en las que Fiscalía y acusación particular se han ratificado en sus peticiones de pena para los cuatro acusados.

Los abogados defensores del ex alcalde Hidalgo; el ex director general de Ordenación del Territorio Jaume Massot; el ex celador del consistorio Jaume Gibert, y el ex asesor jurídico del Ayuntamiento José Ignacio Mir, han pedido todos la libre absolución.

El abogado defensor del ex inspector de obras, el letrado Juan Luis Matas, se ha ratificado en la conformidad con la pena solicitada por la Fiscalía y la acusación particular, de 4 meses de prisión, 10 meses de multa y 18 de inhabilitación, en vez de los 6 años de cárcel por falsedad y otros 3 por delito contra la ordenación del territorio, que reclamaban en un principio.

El último en intervenir ante el tribunal ha sido el ex inspector de obras del Ayuntamiento Jaume Gibert, quien ha dicho que vio los porches construidos por Hidalgo en 2003, pero no formuló acta de los mismos porque el implicado era el alcalde y su "jefe".

José Zaforteza, el abogado defensor del ex asesor legal del Ayuntamiento de Andratx José Ignacio Mir, ha pedido la libre absolución de su defendido por considerar que su única implicación en la causa juzgada fue "un solo acto, informar la licencia (de obras)", a partir del cual ha sido tratado como "un daño colateral de la 'operación Voramar' (denominación de policial del 'caso Andratx'".

"Ni antes ni después tuvo ninguna actuación", ha dicho Zaforteza, quien ha insistido en que en ninguna de las conversaciones telefónicas intervenidas por la Fiscalía desde que comenzó la investigación "ha aparecido el señor Mir", algo que ha calificado de poco probable en el caso de que hubiera actuado "en connivencia" con los otros tres acusados.

Zaforteza ha dicho que Mir se limitó a "chupar rueda del proyecto" de obra con el que Hidalgo solicitó licencia de obra.

El trabajo de Mir en relación a la solicitud de licencia era comprobar si estaban todos los trámites e informar de la misma, fijando plazos y condiciones, ha explicado Zaforteza.

Para todo ello, el ex asesor jurídico siguió "el criterio del técnico", que era el ex director general de Ordenación del Territorio Jaume Massot, "del mismo modo que el Ministerio Fiscal ha seguido el consejo de los técnicos para elaborar el escrito de acusación", ha dicho Zaforteza.

La función de Mir no era ir a comprobar la veracidad del proyecto, labor para la que había un técnico designado, ha añadido.

Según el abogado de Mir, el ex asesor jurídico no intervenía en cuestiones de disciplina urbanística y nunca mandó ni ordenó mandar un expediente a la Conselleria de Agricultura, ya que "hacía lo que le decía el señor Massot", ha indicado Zaforteza.

El letrado ha comparado el peso de la labor de Mir frente a la de Massot, al explicar que una licencia sin la intervención del técnico es nula, sin la intervención del jurídico es anulable.

El abogado ha dicho que la Fiscalía achaca a Mir haber "errado a sabiendas" por el hecho de que informó de la licencia con celeridad, cuando, según ha explicado Zaforteza, "si no informa cuando lo hizo, caduca la solicitud y se le da licencia por silencio positivo; así que puestos a prevaricar hubiera sido mejor dejarla en un cajón".