Archivo de Público
Jueves, 8 de Mayo de 2008

El Banco Mundial afirma que la crisis alimentaria continuará hasta el 2015

Su presidente, Robert Zoellick descarta que los precios de los cereales puedan recuperar los niveles de 2004

EFE ·08/05/2008 - 06:02h

EFE - El presidente del Banco Mundial, Robert Zoellick, participa de una rueda de prensa en el Palacio Nacional de Ciudad de México, en la que afirmó que la crisis alimentaria mundial continuará hasta el 2015 con los precios elevados de los granos.

El presidente del Banco Mundial, Robert Zoellick, afirmó hoy en México que la crisis alimentaria mundial continuará hasta el 2015 con los precios elevados de los granos, que descartó puedan recuperar los niveles del 2004.

En rueda de prensa con motivo de su visita a la capital mexicana afirmó que se espera "que haya una respuesta por parte de la oferta para que se vayan reduciendo un poco los precios entre 2009 y 2010, pero en términos generales sentimos que los precios se van a mantener altos hasta 2015".

Zoellick consideró urgente que todos los países modifiquen sus políticas de producción alimentaria con el fin de garantizar el suministro de los granos básicos a las poblaciones.

Además, instó a las naciones a buscar una nueva generación de biocombustibles con materiales procedentes de la celulosa.

"Esperamos un repunte de la oferta de alimentos que permita frenar los precios entre 2009 y 2010", dijo Zoellick, quien compareció ante los medios junto al ministro de Hacienda de México, Agustín Carstens, tras firmar un préstamo por 205 millones de dólares para apoyar el programa sobre el cambio climático.

El funcionario del organismo internacional agregó que actualmente existe un debate sobre el uso de granos y productos agrícolas, como el maíz en Estados Unidos y la caña de azúcar en Brasil, para promover la producción de bioenergéticos sin afectar los precios de los alimentos.

Medidas gubernamentales

Explicó que los mercados internacionales han detectado los riesgos que implican los aumentos de los precios internacionales de granos, pero las autoridades y los Gobiernos han tomado medidas para impulsar la producción agropecuaria, en particular en las zonas más atrasadas.

Zoellick señaló que la institución que dirige ha convocado a todos los países socios a establecer un fondo de emergencia de 750 millones de dólares para apoyar a las naciones que tengan problemas de abasto alimenticio.

Uno de los requisitos que establecerá el Banco Mundial será que los países cuenten con redes de protección a las poblaciones marginadas, precisó.

El titular del BM también expresó su confianza en que los países no establezcan medidas que afecten la producción agrícola, como son los controles de precios.

En el caso de México, señaló que puede impulsar el desarrollo de su sector agropecuario con recursos financieros y fertilizantes, así como aprovechar las investigaciones sobre el cambio climático, entre otras medidas, con semillas mejoradas.

Zoellick se encuentra desde el martes en México como parte de su primera visita a América Latina, que proseguirá en Colombia.

En su comparecencia ante los medios, explicó que el Banco Mundial ha estudiado los programas de combate a la pobreza de México.

Asimismo, elogió la estrategia del Gobierno mexicano para enfrentar el cambio climático, que -consideró- lidera las medidas de lucha contra los problemas medioambientales.

Por su parte, el ministro mexicano de Hacienda destacó el apoyo de la institución financiera en las políticas públicas de México, en el combate a la pobreza y en el desarrollo de diversos proyectos de infraestructura y de promoción de las Pymes.

Zoellick se reunió previamente con el presidente mexicano, Felipe Calderón, con quien coincidió en la necesidad de colaborar para establecer las bases de las políticas públicas que garanticen el patrimonio natural sin frenar el desarrollo económico.

México recibe anualmente diversos préstamos del Banco Mundial para financiar varios proyectos de desarrollo económico y social del país.