Archivo de Público
Miércoles, 7 de Mayo de 2008

Gasol se conecta al ‘tai chi’ Laker

El español se integra en el triángulo ofensivo.

ALBERTO CABELLO ·07/05/2008 - 09:26h

Pau Gasol hace ejercicios de calentamiento antes de un partido. AFP

El origen etimológico del verbo competir procede del vocablo latino competere, que en una de sus acepciones significa buscar juntos. De este significado emana la filosofía de Phil Jackson en los Lakers, que es, a su vez, la base del sistema de juego de los amarillos.

Es el triángulo ofensivo, el tai chi para cinco como fue bautizado en una ocasión. No hay jugadas preparadas para que la defensa no puede predecir lo que ocurrirá. Los jugadores deben aprender a provocar movimientos instintivos con la premisa de que el sistema reparte poder a cualquiera para conseguir el mejor tiro posible.

No había dudas sobre la integración de Pau Gasol en el mecanismo de ataque de los Lakers. Su encaje ha sido instantáneo. Es inteligente, pasa bien, atrae las defensas y es rápido en el primer paso a canasta.

Cualidades ideales para ajustarse a esta dinámica de juego. “Para jugar en el triángulo ofensivo hay que tener la habilidad de moverse con y sin balón, pasar y tomar la decisión correcta. Soy esa clase de jugador, lo he sido durante toda mi carrera”, admite Pau.

La prensa de Los Ángeles considera que el equipo tiene muchas más opciones ahora de conseguir el campeonato con Gasol en lugar de Andy Bynum en el cinco inicial. No dejan de ser dos estilos diferentes, más dinámico el español en ataque y más poderoso el estadounidense en defensa y al rebote.

Las dudas surgieron en torno a la capacidad defensiva del español en citas importantes. Su reputación de soft (blandito) es una etiqueta que cuesta borrarla después de tantos años en la NBA.

Elogios de los compañeros

Tras limitar la aportación del pívot de Utah, Carlos Boozer, y forzar su eliminación por faltas personales en el primer partido de la serie de semifinales, los compañeros de Pau han reivindicado esta semana su capacidad defensiva.

“No se valora la defensa de Gasol. Es muy alto, tiene un gran timing, y consigue que sus atacantes no hagan buenos tiros”, reconoce Lamar Odom. “No sé por qué se cuestiona su dureza. Quizá sea por su lenguaje corporal y por lo alto que es. Pero juega duro y tiene mucho más carácter de lo que la gente piensa”, apunta Ronny Turiaf.

La abismal diferencia en el rebote a favor de los Jazz en el primer partido será una de las facetas a mejorar por los Lakers en el segundo partido de la serie que se disputa la próxima madrugada en el Staples Center. “Tenemos que controlar mejor el rebote, ellos tienen gente grande en la pintura, pero hay que ser más físicos y evitar que nos superen en esa faceta”, comentó ayer Gasol. Hasta 25 rechaces consiguió en ataque Utah, pero su mal porcentaje de tiro sacó del apuro a los Lakers.