Martes, 29 de Abril de 2008

Raúl se libera de la sombra de Fidel

José Manuel Martín Medem, periodista y corresponsal de TVE en La Habana entre 2001 y 2004 habla para Público

JOSÉ MANUEL MARTÍN MEDEM ·29/04/2008 - 22:01h

Fidel puede dedicarse a escribir sus memorias: Raúl ha anunciadoque se acabó "la etapa de provisionalidad" establecida desde que su hermano le cedió temporalmente el timón (julio del 2006) hasta que renunció a seguir siendo el Presidente de Cuba (febrero del 2008).

Cuando Público me pidió este comentario, estaba tomándome unas cañas con el gran novelista cubano Leonardo Padura en Casa Emilio, la mejor cervecería de Madrid: Padura me decía que "si ahora hicieran un plebiscito en Cuba para escoger entre Raúl y Fidel, ganaba Raúl con el 80%".

Ya sabemos cómo va a manejar el general Raúl Castro la consolidación del derecho de Cuba a ser una nación independiente, garantizando al mismo tiempo que la isla sea económicamente sostenible para que la nueva generación del Partido Comunista pueda democratizar el socialismo cubano.

Está eliminando las prohibiciones que le amargaban la vida a los cubanos. Con una nueva política económica recupera la capacidad de producir alimentos en un socialismo con mercado que añade la iniciativa personal a la planificación social para que todos sigan protegidos y cada uno reciba según su esfuerzo.

Formará su nuevo Gobierno cuando el resultado de las elecciones presidenciales en Estados Unidos permita saber si el bloqueo se desmorona. Y convoca para después el Congreso del Partido Comunista que decidirá el futuro de Cuba. Mientras tanto, la vieja guardia conducirá las reformas con el respaldo de las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR) porque los veteranos y los uniformados son los únicos que no serán cuestionados al realizar los cambios necesarios en la Revolución de Fidel Castro.

En el Pleno del Comité Central,el Buró Político del PCC ha anunciado que una comisión "hará más operativo y funcional el proceso de toma de decisiones". Es el gobierno de los siete, formado por el presidente del Consejo de Estado, Raúl Castro, el primer vicepresidente, José Ramón Machado Ventura,y los vicepresidentes Juan Almeida, Abelardo Colomé, Carlos Lage, Esteban Lazo y Julio Casas. Cuatro militares y tres civiles.

Las FAR controlan la economía y al PCC. Los generales apoyan la oferta de Raúl para negociar con Estados Unidos. El PCC aplaza su congreso hasta que en Washington decidan si cambian su política de agresión contra la soberanía nacional de Cuba.

Con la conmutación de las penas de muerte, Raúl facilita que el Gobierno español convenza a la Unión Europea para que se adelante a Estados Unidos en la eliminación de las sanciones y en la normalización de las relaciones con Cuba

Noticias Relacionadas