Domingo, 20 de Abril de 2008

Spurs, Jazz, Hornets y Cavaliers lograron su primer triunfo

EFE ·20/04/2008 - 08:57h

EFE - Andrei Kirilenko (i) de los Jazz de Utah bloquea a Bobby Jackson (d) de los Rockets de Houston durante el partido de la NBA que se disputó en el Toyota Center de Houston, Texas (EEUU).

No hubo ninguna sorpresa y si igualdad en la primera jornada de la fase final de la NBA con triunfos esperados de los Spurs de San Antonio, Jazz de Utah, Hornets de Nueva Orleans y Cavaliers de Cleveland.

Todos ellos consiguieron ponerse con la ventaja de 1-0 en sus respectivas series que disputan al mejor de siete partidos, aunque el más rentable fue el logrado por los Jazz que lo hicieron fuera de su campo y recuperan esa ventaja para ellos.

El duelo más emocionante y espectacular se dio, como se esperaba, en la revancha de las semifinales de la Conferencia Oeste que protagonizaron de nuevo los Spurs contra los Suns, esta vez, teniendo este equipo la novedad del pívot Shaquille O'Neal.

El resultado volvió a ser favorable a los Spurs, que después de dos prórrogas y canastas espectaculares y decisivas de Michael Finley, Tim Duncan y Manu Ginóbili lograron la victoria por 117-115.

Duncan con un triple milagroso y Ginóbili con una canasta de oro permitieron a los Spurs quedarse con la victoria.

La estrella de los Spurs, nombrado dos veces el Jugador Más Valioso (MVP) de la liga, anotó su triple a 3 segundos del final de la prórroga para ser el primero que conseguía en toda la temporada después de haber fallado los cuatro intentos anteriores.

De nuevo, Duncan, que no ha tenido su mejor temporada, encontró su máxima inspiración para recordar que el líder indiscutible del equipo y con 40 puntos y 15 rebotes lideró a los Spurs en todos los apartados del juego.

Mientras que Ginóbili, que jugó 45 minutos, lo apoyo con 24 puntos (10 de 24 tiros de campo, falló los seis triples que intento, y logró 4 de 5 desde la línea de personal), repartió cinco asistencias, capturó cuatro rebotes y recuperó tres balones.

El base francés Tony Parker conformó el trío ganador de los Spurs al ser el segundo máximo encestador con 26 puntos, mientras que Finley llegó a los 13 tantos para completar la lista de cuatro jugadores de los Spurs que anotaron en doble dígitos.

Los 33 puntos del alero Amare Stoudemire y los 25 con 13 asistencias del base Steve Nash no fueron suficientes para que los Suns evitasen la derrota.

Tampoco la evitaron los Mavericks de Dallas a pesar de la buena actuación del alero alemán Dirk Nowitzki porque su equipo no respondió y sí lo hicieron los Hornets con el base Chris Paul y David West para ganar por 104-92 después de remontar una desventaja de 12 puntos en la primera parte (40-52).

Paul, aspirante al premio de Jugador Más Valioso (MVP) de la liga, en su primer partido de la fase final de campeonato, volvió a ser la gran figura de los Hornets al conseguir 35 puntos, con 10 asistencias y cuatro recuperaciones de balón.

West, que también jugó su primer partido de la fase final desde que era novato, confirmó su condición de encestador especialista al aportar 23 puntos con ocho rebotes y tres asistencias.

Nowitzki volvió a ser el líder encestador de los Mavericks al conseguir 31 puntos con 10 rebotes, pero el resto de sus compañeros no lo apoyaron demasiado.

Josh Howard aportó 17 puntos y el base Jason Kidd se quedó con 11 tantos, nueve rebotes y nueve asistencias, pero al igual que el resto del equipo en la segunda parte desapareció por completo.

No hubo milagro en el Toyota Center para los Rockets de Houston que vieron como el trío formado por el ruso Andrei Kirilenko, Carlos Boozer y Deron Williams fueron siempre superiores con los Jazz que les ganaron por 93-82.

La historia que se dio la pasada temporada también en la primera ronda quedó plasmada de nuevo, con unos Jazz que fueron siempre mejor equipo que los Rockets y además tuvieron también a tres jugadores que respondieron en el apartado individual.

Kirilenko iba a ser el factor sorpresa del partido al conseguir 21 puntos para liderar el ataque de los Jazz que tuvieron a cuatro jugadores en doble dígitos y un 52,1 y 50 por ciento, respectivamente, en los tiros de campo y triples.

Boozer, como número cuatro, estuvo imparable bajo los aros, y lo demostró al conseguir 20 puntos, 16 rebotes y tres asistencias.

Mientras que Williams fue el director perfecto en el juego de los Jazz al aportar 20 tantos con 10 asistencias.

El alero Shane Battier con 22 puntos fue el líder en el ataque de los Rockets, que esta vez sí notaron las ausencias del pívot chino Yao Ming y al base Rafer Alston, el especialista en los triples.

Tampoco ayudó a los Rockets, que su jugador franquicia junto a Ming, el escolta Tracy McGrady volvió a tener una actuación regular de 20 puntos (7 de 21 tiros de campo, 1 de 5 triples y 5-7 desde la línea de personal), siete asistencias y capturó seis rebotes.

El alero novato argentino Luis Scola fue el que más fuerza física y garra puso dentro de los Rockets y sus 14 puntos y 13 rebotes no pudieron evitar la derrota.

Tampoco se vivió nada nuevo en el triunfo de los Cavaliers por 93-86 ante los Wizards de Washington, que una vez más lo consiguieron gracias a las genialidades del alero LeBron James y a los 32 puntos que anotó, incluidas dos canastas decisivas.

La estrella de los Cavaliers anotó 20 puntos en la segunda parte y se reivindicó ante algunos jugadores de los Wizards que habían dicho que estaba sobrevalorado en su juego.

El pívot lituano Zydrunas Ilgauskas también respondió a su condición de jugador importante dentro del equipo y aportó 22 puntos con 11 rebotes y cuatro asistencias.