Martes, 16 de Octubre de 2007

La política exterior china buscará la paz y defenderá su soberanía

EFE ·16/10/2007 - 14:43h

EFE - Imagen de la inauguración del 17 Congreso Nacional del Partido Comunista de China en el Palacio del Pueblo, en Pekín. EFE

China mantendrá durante el próximo lustro una política exterior independiente que defenderá los intereses de su soberanía, la seguridad y el desarrollo del país, anunció el presidente Hu Jintao al congreso del Partido Comunista de China (PCCh), reunido en Pekín.

En las 76 páginas de su informe al XVII congreso quinquenal del partido que gobierna China desde hace 58 años, Hu dijo también que China seguirá el camino del desarrollo pacífico "y sean cuales fueren los cambios de la situación internacional mantendremos en alto la bandera de la paz y la cooperación".

"Las amenazas tradicionales y no tradicionales se entrelazan a la seguridad" y la paz y el desarrollo del mundo afrontan desafíos como el hegemonismo y la política de fuerza, los conflictos locales, el desequilibrio económico a nivel global y la disparidad entre el Sur y el Norte, reconoció Hu.

Según su informe, que debaten los 2.200 delegados reunidos en el Gran Palacio del Pueblo hasta el 21 de octubre, "hay que atenerse a los propósitos y principios de la Carta de la ONU, observar escrupulosamente el Derecho Internacional y resaltar en las relaciones el espíritu de concordia y colaboración".

Las consultas -dijo- deben producirse en base al respeto y en pie de igualdad con una cooperación complementaria, beneficio generalizado y buscar terrenos comunes eliminando diferencias y respetando la diversidad, agregó.

Según el actual máximo líder comunista chino, para afrontar el problema mundial de la seguridad y salvar la paz y la estabilidad del mundo, deben fortalecerse la cooperación y resolverse las disputas internacionales por la vía pacífica.

"Se han producido cambios históricos en las relaciones de China con el mundo y su porvenir y destino se ven vinculados cada día más estrechamente, pero el desarrollo pacífico es una opción estratégica del Gobierno y el pueblo chinos de acuerdo a la época y a sus propios intereses fundamentales", afirmó Hu.

La defensa de la igualdad de todos los países, el derecho de los mismos a elegir su camino de desarrollo "sin intervenir en los asuntos internos de otras naciones ni imponer nuestra voluntad a los demás" es una opción estratégica china, recordó.

"Continuaremos promoviendo el desarrollo conjunto a través del nuestro propio y en paralelo tomar en consideración las preocupaciones justificables de las otras partes, en especial de los países en desarrollo", añadió.

Para reiterar su compromiso con la paz, Hu mencionó por primera vez, un eventual acuerdo de paz con Taiwán, que podría desembocar en una incorporación "a la madre patria como Hong Kong y Macao" bajo el principio de "un país, dos sistemas", sistema que "ayudó a modernizar el país", subrayó.

Aunque el secretario general del PCCh se mostró dispuesto a celebrar consultas con Taiwán, estas se producirían siempre sobre la base del principio de "una sola China", a fin de poner fin oficialmente a la hostilidad mutua y establecer un marco para el desarrollo pacífico de las relaciones bilaterales.

"Culminar la reunificación pacífica (con Taiwán) en base a ese principio ('una sola China') se corresponde con los intereses fundamentales de la nación china", añadió Hu.

El congreso comunista concluyó hoy su segundo día de trabajos a puerta cerrada aunque trascendieron algunas ideas de las planteadas en boca de ministros, como el de Finanzas, Xie Xuren, quien afirmó la voluntad de continuar en el próximo lustro una política fiscal prudente y coordinada con la monetaria.