Jueves, 17 de Abril de 2008

La patente más joven

No es el invento más reciente, sino el del inventor de menor edad. Con sólo cinco años, Sam Hougton ha patentado una escoba doble.

PÚBLICO.ES ·17/04/2008 - 17:05h

EFE / SIMON ASHTON - Sam muestra su patente y el objeto de la misma.

Se ha pasado la mitad de su existencia esperando por culpa de la burocracia. Media vida: dos años. El pequeño Sam Houghton, de tan solo cinco años se ha convertido en la persona más joven en poseer una patente en el Reino Unido. Lo mejor es que inventó su ingenio cuando tenía sólo tres años.

La inspiración no le vino de Leonardo ni de Edison, sino de los muñecos animados de Wallace y Gromit y de otros personajes televisivos. La idea: un doble cepillo que permite barrer de una sola pasada los desechos grandes y el polvo más fino. ¿Por que pasar dos veces una escoba cuando puede pasarse una vez una doble?

"Vi a mi padre barrer y se me ocurrió"

"Vi a mi padre barrer y se me ocurrió", explica Sam a la BBC. "Hay dos cepillos porque uno coge los trozos grandes y otro coge los trozos pequeños que quedan atrás". Su padre los usaba por separado y a él se le ocurrió hacer un ingenio doble. Sólo necesitaba los dos utensilios de su padre y una cinta de goma.

La ocurrencia podía haber quedado ahí de no ser el padre, Mark Houghton, un abogado especializado en patentes. Decidió iniciar los trámites, que acabaron costándole 200 libras. No es una ivnersión: por el momento no hay planes de comercializar la idea.

Tampoco hay que creer que este sea el inicio de una larga carrera: "No sé si quiero ser inventor cuando sea mayor, pero esto fue divertido", declara el pequeño.