Martes, 8 de Abril de 2008

Zapatero anuncia medidas para recuperar el sector constructor que vive un "acusado ajuste"

EFE ·08/04/2008 - 14:38h

EFE - El presidente del Gobierno en funciones, José Luis Rodríguez Zapatero, se dirige a la tribuna para iniciar su discurso en la sesión de investidura que tiene lugar hoy en el Congreso de los Diputados.

El candidato del PSOE a la Presidencia del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, anunció hoy que en la primera semana de su nuevo Gobierno pondrá en marcha un conjunto de medidas dirigidas a recuperar el sector de la construcción, que vive un "acusado ajuste".

En su discurso de investidura, Zapatero explicó que estas medidas serán objeto de una Conferencia Sectorial de Vivienda, en la que se reunirán los responsables de vivienda de todas las Comunidades Autónomas.

En esta reunión se tratará la reducción de la carga fiscal de la rehabilitación de vivienda, la aceleración de la licitación de obra pública, el impulso a la renovación de edificios y el aumento de su eficiencia energética, entre otras medidas.

Asimismo, se ampliará el aval público para los bonos de titulización que tengan como subyacente créditos para la adquisición de vivienda protegida (VPO), se pondrá en marcha un plan de recolocación de parados en el sector y se reforzará la cobertura de desempleo para los trabajadores de la construcción en situaciones difíciles.

El presidente del Gobierno en funciones explicó que basará la recuperación del sector constructor en tres pilares básicos: el alquiler, la rehabilitación de inmuebles y la edificación de vivienda protegida.

Así, el sector sacará al mercado 1,5 millones de VPO en 10 años, impulsará políticas de alquiler y dará continuidad en la nueva legislatura a la renta de emancipación, de la que se beneficiarán 360.000 jóvenes este año.

"Mi idea de España es la de un país que no frustra las expectativas de quien necesita acceder a bienes básicos", como la vivienda, señaló el presidente, por lo que aunará los intereses de promotores y constructores para activar el mercado inmobiliario y posibilitar el disfrute de un hogar en propiedad o en alquiler.

Zapatero reconoció que el ajuste del sector de la construcción tendrá efectos para el empleo, por lo que enumeró las medidas que el Ejecutivo pondrá en marcha, como mejores coberturas por desempleo.

Constató que muchos ciudadanos "ven en riesgo sus empleos, especialmente en el sector de la construcción, que está sometido a un acusado ajuste", si bien señaló que la situación de la economía internacional que afecta a España será transitoria.

Los factores que afectan a la economía internacional, en el caso de España, incluyen las dificultades del sector de la construcción de vivienda y la acumulación a lo largo de los últimos lustros de algunos desequilibrios, fundamentalmente, el déficit por cuenta corriente y el diferencial de inflación.

El presidente en funciones explicó que las fortalezas de la economía española son un buen amortiguador para afrontar la situación, pero no un "muro que nos aisla del resto de la economía mundial".

Además, el Gobierno continuará aumentando la inversión en infraestructuras, en línea con lo previsto en el Plan Estratégico de Infraestructuras del Transporte (PEIT) 2005-2020, que cuenta con una inversión total de 250.000 millones de euros.

Zapatero matizó que desarrollará este plan sin dejar de velar por el impacto medioambiental del transporte y por su aportación a la cohesión territorial y a la competitividad de las empresas.

Aseguró que no habrá que esperar a 2012 para que España sea el primer país del mundo en kilómetros de tren de alta velocidad, pues lo será en 2010.