Sábado, 13 de Octubre de 2007

La presa de las Tres Gargantas desaloja a otros cuatro millones de chinos

Cuatro millones de campesinos chinos serán desalojados por el mayor proyecto hidroeléctrico del mundo, la presa de las Tres Gargantas en el río Yangtsé. La cifra se sumará a los 1,2 millones de desplazados en las obras

EFE ·13/10/2007 - 20:33h

AFP - Pisos para los desplazados.

El teniente de alcalde del municipio de Chongqing (cercano a la presa), Yu Yuanmu, argumentó la necesidad del desalojo por motivos medioambientales: "El entorno ecológico de la presa de las Tres Gargantas es muy frágil: sus condiciones naturales no son adecuadas para una urbanización masiva", declaró Yu al South China Morning Post.

Además, "la zona ya está superpoblada, es inadecuada para el desarrollo industrial y padece graves problemas sociales", añadió.

El anuncio se produce dos semanas después de que un alto cargo del Gobierno chino, Wang Xiaofeng, reconociera por primera vez el grave impacto ecológico que ha causado este proyecto de 16.000 millones de euros.

La presa, que estará completamente finalizada en 2008, ha provocado avalanchas de tierra, polución, erosión del suelo, y reducción de terrenos para cultivos. A los efectos medioambientales hay que sumar los desplazamientos masivos y la desaparición del patrimonio cultural local.

Lavado de imagen
El ecologista local Wu Dengming, presidente de la Liga de Voluntarios Verdes, señaló al rotativo que este nuevo
desalojo es "poco realista" y forma parte de una "táctica de lavado de imagen" del Gobierno de Hu Jintao, que aboga por equilibrar el desarrollo económico con mejoras sociales y medioambientales.

"Todavía no se han resuelto los problemas causados por el primer desalojo de un millón de inmigrantes. ¿Creen que cuatro millones es un problema menor?", cuestionó este activista.

El dique, de 2,3 kilómetros de longitud y 185 metros de altura, alcanzará una capacidad de generación de 22.500 megavatios de energía hidroeléctrica cuando esté a pleno rendimiento. D