Sábado, 5 de Abril de 2008

WWF/Adena culpa a la Junta por el lince muerto

La ONG exige la dimisión del responsable del programa de conservación

MANUEL ANSEDE ·05/04/2008 - 15:33h

Liberación de un lince radiomarcado en Doñana. EFE

La organización ecologista WWF/Adena pidió ayer la cabeza del director del Programa de Conservación del Lince Ibérico, Miguel Ángel Simón, tras el hallazgo del cadáver de un lince radiomarcado y, teóricamente, controlado. Según la ONG, el ejemplar, un macho de dos años, murió de hambre, al quedarse atrapado en el interior de un cercado construido por la Junta de Andalucía -en el entorno de la laguna de Santa Olalla- para la introducción de individuos de Sierra Morena.

Para WWF/Adena, esta pérdida puede suponer un "revés enorme" para la población de linces en Doñana, ya que era, probablemente, el único macho presente en la Reserva Biológica y en la parte meridional del Parque Nacional.

A juicio del responsable de especies de WWF/Adena, Luis Suárez, la muerte del ejemplar se debió a "una cadena de despropósitos, en pleno corazón del Espacio Natural". Según informaciones no oficiales manejadas por la ONG, el cadáver del lince presentaba signos evidentes de desnutrición y pudo morir hace más de una semana. A pesar de ser un ejemplar radiomarcado, bajo el control de los técnicos del Programa LIFE, el lince estuvo, según WWF/Adena, una semana encerrado sin agua ni alimento en el cercado y otra semana más muerto sin que nadie detectara nada extraño. "La responsabilidad principal es del equipo del programa LIFE, se impone un cambio en la dirección del proyecto", sostiene Suárez.

Pronto para "elucubrar"

Según fuentes de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, responsable del programa de conservación, es pronto para "elucubrar" sobre las causas de la muerte del ejemplar. Los resultados de la necropsia, realizada en el Centro de Análisis y Diagnósticos de Málaga, se harán públicos el próximo lunes. "WWF/Adena lleva años pidiendo la dimisión de Miguel Ángel Simón, es un clásico, pero ahora no tiene sentido, a falta de dos semanas para que se nombre un nuevo consejero de Medio Ambiente", argumentan las mismas fuentes.

La anterior consejera, Fuensanta Coves, dejó su cargo el pasado miércoles, para presidir el Parlamento de Andalucía en esta legislatura. Hasta la formación del nuevo Gobierno andaluz, el titular de la Consejería de la Presidencia, Gaspar Zarrías, ha asumido las funciones de Medio Ambiente.

La Junta de Andalucía pide que se ponga en contexto la muerte del felino. "Es una auténtica lástima, pero acabamos de celebrar el nacimiento de ocho crías en Doñana", recalcan. En la actualidad, hay medio centenar de linces en este territorio protegido.

A pesar del repunte de la población, WWF/Adena pide que el director del Espacio Natural de Doñana, Juan Carlos Rubio, asuma la gestión del lince ibérico en el paraje. El responsable de la oficina de la organización ecologista en Doñana, Juanjo Carmona, critica que haya fallos de este tipo en el Programa LIFE "que más dinero ha recibido en la historia de Europa". El presupuesto del proyecto para la conservación y la reintroducción del lince en Andalucía, con vigencia hasta 2011, alcanza los 26 millones de euros.

"Si el cadáver de un ejemplar de lince ibérico puede estar una semana tirado en el campo con un radiocollar, es que el sistema no funciona o que los responsables del Programa, desde arriba hasta abajo, no funcionan", denuncia Carmona. "Muy mal estamos si respondemos así a la ayuda de Europa", se lamenta.

 

Ecologistas en Acción ve un posible delito

Ecologistas en Acción pidió ayer que la Fiscalía de Medio Ambiente de Huelva o de Sevilla investigue la muerte del lince de Santa Olalla, por si las negligencias que posibilitaron su muerte son “constitutivas de delito ecológico. Es sangrante que ni siquiera el llevar collar haya servido para que el equipo de seguimiento se haya percatado de la situación del lince, que lo ha conducido a una muerte lenta y totalmente evitable”, ha declarado la ONG en un comunicado. Para los ecologistas, esta muerte “echa por tierra la campaña propagandística que esta semana ha emitido la Junta de Andalucía”, en relación a las buenas perspectivas de cría en Doñana. Este grupo demanda que “se asuman responsabilidades políticas” y haya cambios en el equipo del Programa LIFE.

Noticias Relacionadas