Viernes, 4 de Abril de 2008

La endoscopia puede evitar la extirpación completa del esófago con tumor

EFE ·04/04/2008 - 16:22h

EFE - Francisco Melgarejo, especialista en aparato digestivo del Clinico de Malaga, durante al presentación del primer curso de endoscopia digestiva.

La resección mediante endoscopia de tumores que sólo afectan a las capas superficiales del esófago puede evitar la extirpación completa de esta parte del tubo digestivo, informa en un comunicado la Clínica Universitaria de Navarra.

La técnica, que se realiza en la Clínica Universitaria desde hace tres años, ha sido presentada en el VI Curso Internacional de Endoscopia Digestiva Terapéutica, organizado por el servicio de Digestivo del centro hospitalario, que concluye mañana.

En concreto, más del 90% de los pacientes tratados de esta dolencia no ha precisado la extirpación del esófago, destaca la Clínica Universitaria, que ha congregado en este curso a cerca de 400 especialistas procedentes de diez países.

El director del servicio de Digestivo del centro sanitario, Miguel Ángel Muñoz, ha señalado que cada vez se pueden realizar mayor número de tratamientos mediante la endoscopia digestiva, sin tener que recurrir a la cirugía.

Estas aplicaciones, ha subrayado, son menos agresivas que las intervenciones quirúrgicas y se realizan de forma ambulatoria en aproximadamente el 99% de los casos, lo que permite que habitualmente "el paciente se vaya andando a su casa tras el tratamiento".

Respecto a la técnica para la extirpación de tumores distales del esófago, un órgano formado por tres capas (mucosa, submucosa y muscular), ha resaltado que, cuando el tumor está localizado en la mucosa, "en un alto porcentaje, podemos quitarlo completamente y evitar la extirpación del esófago".

Hasta hace poco, a los pacientes con esta dolencia, aunque sólo afectara a las primeras capas, se les recomendaba la resección total del esófago, "lo que implica una cirugía con alta morbilidad e incluso mortalidad".

Entre otros avances, en el curso se tratan las intervenciones quirúrgicas a través de orificios naturales, denominada NOTES (Natural Orifice Transluminal Endoscopic Surgery, por sus siglas en inglés).

Al respecto, Muñoz ha comentado que, con esta técnica, se puede acceder a través de la boca, el ano, la vagina y la vejiga urinaria, si bien las más utilizadas son las vías oral y vaginal.

No obstante, con la misma endoscopia puede llegarse al estómago, perforarlo y entrar en la cavidad abdominal para, por ejemplo, extirpar una vesícula o tratar otras lesiones.

En el curso también se ha abordado el tratamiento endoscópico de la obesidad mórbida de pacientes que no responden al tratamiento dietético.

Con estos pacientes es habitual recurrir a la cirugía bariátrica, que es agresiva y en ocasiones causa el fallecimiento del enfermo debido en parte a que son personas con mal estado general y tienen otras enfermedades asociadas a la obesidad.

Sin embargo, ya se está empezando a trabajar en la posibilidad de disminuir el tamaño del estómago por vía endoscópica y de hacer cortocircuitos con asas intestinales.