Jueves, 11 de Octubre de 2007

Los errores no invalidan el mensaje

Los científicos y los jueces viven en general en mundos alejados.

MANUEL ANSEDE ·11/10/2007 - 22:35h

Sus caminos rara vez se cruzan y en ocasiones, cuando lo hacen, traen a la memoria de algunos el siglo XVI, cuando los tribunales eclesiásticos mandaron a la hoguera a Miguel Servet, por descubrir la circulación sanguínea pulmonar, o a Giordano Bruno, por creer que el universo era infinito. Para la mayor parte de la comunidad científica el actual statu quo debe continuar.

El oceanógrafo del CSIC y premio Nacional de Investigación 2007, Carlos Duarte, indignado por la sentencia de Londres, asevera: "Que los argumentos científicos se resuelvan en los tribunales es una vuelta a la Inquisición" .

En su opinión, "es evidente que ningún juez de ningún país puede opinar sobre propuestas científicas, es una aberración".

El director del Programa de Análisis de Cambio Climático del Instituto Nacional de Meteorología, Luis Balairón, recuerda perfectamente la primera vez que vio el documental Una verdad Incómoda: "Me di cuenta de algunos fallos, pero los errores no invalidan el mensaje, ni justifican el escepticismo. El cambio climático es una realidad".

A Balairón no le sorprende la sentencia contra el trabajo de Gore, pero no comparte el espíritu del fallo. "Si se ponen en ese plan, pueden quitar el programa de la mitad de los libros de texto", asegura.

Noticias Relacionadas