Jueves, 11 de Octubre de 2007

Los ciudadanos suspenden a los presidentes de Navarra, Canarias y Baleares según el CIS

EFE ·11/10/2007 - 18:28h

EFE - El presidente del Gobierno de Navarra, Miguel Sanz, el jefe de un ejecutivo regional que peor evaluación ha obtenido según la última encuesta del CIS realizada en las trece autonomías en las que se celebraron elecciones el 27 de mayo. EFE

Los presidentes de Navarra, Canarias y Baleares, Miguel Sanz, Paulino Rivero y Francesc Antich, son los únicos que no han logrado el aprobado en la última encuesta del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), referida a las trece autonomías en las que se celebraron elecciones el 27 de mayo.

El estudio postelectoral fue realizado del 1 de junio al 1 de julio de este año en las trece comunidades en las que se celebraron comicios, así como en las ciudades de Barcelona, Santiago, Sevilla y Vitoria, capitales de las otras cuatro autonomías donde no se celebraron elecciones.

Según la encuesta, Miguel Sanz obtiene una nota de 4,09 de un baremo de 0 a 10, mientras que Paulino Rivero logra un 4,61, y Francesc Antich un 4,63.

El líder regional más valorado es el presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, con un 6,62, unas décimas por encima del de Extremadura, Guillermo Fernández-Vara, que saca un 6,27.

También superan el aprobado alto el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, con un 6,10, y el de Murcia, Ramón Luis Valcárcel, con un 6,02.

Con cerca del 6 se valora la gestión del presidente de la Comunidad Valenciana, Francisco Camps, con un 5,91, así como el de Aragón, Marcelino Iglesias, con un 5,78.

A ellos, les siguen la presidenta madrileña, Esperanza Aguirre, con un 5,56; el presidente de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, con un 5,35; el riojano, Pedro Sanz, con un 5,33, y el asturiano Vicente Álvarez Areces, con un 5,12.

La muestra también recoge una valoración del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y del líder del PP, Mariano Rajoy, entre el 1 y el 10, en las trece autonomías.

Así, Rodríguez Zapatero suspende en siete comunidades, y obtiene la nota más baja en Murcia, un 4,16; y la más alta en Extremadura, un 5,56; mientras que Rajoy no aprueba en ninguna autonomía, especialmente en Navarra, donde sólo logra una puntuación de 3,41, frente a su mayor nota conseguida en Murcia y que casi le acerca al aprobado, un 4,96.

Además la encuesta también pregunta por los principales problemas que encuentran los ciudadanos en estos territorios, y el paro, la vivienda, la inmigración y la inseguridad ciudadana son los más destacados.

En Asturias, Cantabria, Extremadura, Castilla-La Mancha y Castilla y León, el paro se sitúa como el principal problema, mientras que la vivienda lo es en Asturias, Navarra, La Rioja y Madrid, y la inmigración destaca en la Comunidad Valenciana, Baleares, Canarias y Murcia.

El terrorismo deja de ser una de las principales preocupaciones de los españoles, y sólo aparece en segundo lugar en Navarra.

También es vista como un problema la inseguridad ciudadana en las autonomías de Madrid, Comunidad Valenciana y Murcia.

Respecto a la visión que tienen los ciudadanos sobre la gestión de sus respectivos gobiernos en los últimos cuatros años, en la mayoría de los casos es "regular", aunque más optimistas se muestran extremeños, valencianos, riojanos y murcianos, al tener el "regular" un porcentaje similar al "bueno".

En cuanto a las cuatro capitales de las autonomías en las que no se celebraron elecciones el pasado 27 de mayo, su gestión es calificada en todos los casos de "regular".

En Vitoria, la Vivienda es el primer problema y su alcalde, Patxi Lazcoz, suspende con un 4,52.

En Barcelona y en Sevilla, el primer problema es la inseguridad ciudadana, y en la valoración de sus alcaldes, el barcelonés Jordi Hereu aprueba con un 5,01, mientras que el sevillano Alfredo Monteseirin logra un 4,77.