Miércoles, 10 de Octubre de 2007

Rajoy agita el 12-O con un vídeo institucional

Invita a los ciudadanos a que celebren el Día de la Hispanidad "en casa o en la calle" | En el Partido Popular dicen que el mensaje es "como una rueda de prensa, pero con un nuevo formato"

MARÍA JESÚS GÜEMES ·10/10/2007 - 21:15h

Como si fuera el mensaje navideño del Rey, Mariano Rajoy se plantó ayer en su despacho, con la bandera de España al fondo, para grabar un vídeo en el que pide a los ciudadanos que, por encima de cualquier diferencia ideológica, el próximo día 12 de octubre "manifiesten con franqueza" su orgullo de ser españoles y "hagan algún gesto que muestre lo que guardan en su corazón". 

La difusión de la grabación, que se convirtió en un éxito inmediato en internet, ha generado una gran polémica. El PP, que no consultó su emisión ni con el Gobierno ni con la Casa Real, considera que se ha sacado el tema de quicio. En la sede del partido explican que "no es ningún mensaje institucional" y repiten que sólo se trata de "animar a la sociedad a festejar la fiesta nacional". "Es como si se diera una rueda de prensa pero con un nuevo formato", cuentan en Génova.

El líder del PP quiere que la gente "en casa o en la calle, de forma individual o con la familia y amigos" haga algo para celebrar el día de la Hispanidad. Desde su partido se insiste en que es una invitación a participar, sobre todo, en los actos institucionales y rechazan, de plano, que se trate de la convocatoria de una manifestación.

Con la bandera
Pero suena distinto. Sobre todo cuando Rajoy reclama que se honre "el símbolo que, con la Corona, mejor nos representa en todo el mundo: la bandera que aprobamos en 1978, la que exhiben nuestros deportistas con orgullo, la que cubre el féretro de nuestros soldados, la que saludan con respeto todos los jefes de Estado que nos visitan, el símbolo de la nación libre y democrática que formamos..." Para Rajoy, este año merece ser algo especial "por razones que todo el mundo conoce", refiriéndose a los ataques a la Corona o al desafío lanzado por Ibarretxe.

Aunque la cinta se hizo ayer mismo, por la mañana, desde el partido confiesan que forma parte de una estrategia planificada. Se engloba dentro de la campaña "Somos España", que hace una semana puso en marcha Nuevas Generaciones. Durante todos estos días los jóvenes del PP han recorrido el país convocando actos y llevando la bandera a aquellos Ayuntamientos donde no ondeaba. Ayer mismo estaban en Lizartza. Mientras ellos caldeaban el ambiente, se ideaba el colofón: el vídeo de Mariano Rajoy, proclamándose "orgulloso de ser español".

Ensayo
De todos modos, no es la primera vez que el presidente del PP se presenta como defensor de la patria. Muchos aún le recuerdan en la manifestación del 10 de marzo de 2007, en contra de la prisión atenuada de De Juana Chaos. Allí, en medio de la plaza de Colón, con el himno nacional y la bandera ondeando por encima de su cabeza, Rajoy sintió que era "una de las experiencias más bonitas de su vida política". A la vista del nuevo vídeo, parece que era un ensayo.

En el PP, algunos creen que con las elecciones a la vuelta de la esquina, hay que tener cuidado con cada paso que se da. Puede que con éste, los populares hayan truncado definitivamente sus posiblidades de mejorar su resultado electoral en los territorios más nacionalistas, pero a cambio buscan mantener firme la base más españolista del partido. En el PP creen injusto que se les acuse de "fachas" por usar los símbolos, "algo tan habitual en Estados Unidos o en Francia".

Los dirigentes conservadores aseguran que el 12-0 no se "cuantificará nada" y rechazan las acusaciones de que es un vídeo electoralista, generado con el único fin de lograr repercusión mediática. Rajoy no empezó su discurso con una frase del tipo "en estas fechas tan entrañables", como hace el monarca, pero sí que lo cerró con un "¡Feliz día de la nación española! Feliz fiesta nacional!".

***** 

Mensaje del presidente del PP, Mariano Rajoy, con motivo de la celebración de la fiesta nacional

Pasado mañana, doce de octubre, los españoles celebramos nuestra fiesta nacional.

Mi deseo es que este año, por razones que todo el mundo conoce, los españoles celebremos de manera especial esta fiesta.

Porque somos una nación y queremos celebrarlo y dejar constancia de que nos alegramos.

Por eso vamos a honrar y a exhibir el símbolo que, con la Corona, mejor nos representa en todo el mundo:

La bandera que aprobamos en 1978, la que exhiben nuestros deportistas con orgullo, la que cubre el féretro de nuestros soldados, la que saludan con respeto todos los jefes de Estado que nos visitan, el símbolo de España, el símbolo de la nación libre y democrática que formamos más de cuarenta millones de españoles, la bandera de todos, porque en ella estamos todos representados.

Yo estoy orgulloso de ser español. Sé que los españoles también lo están.

Por eso, pido a todos que, por encima de cualquier diferencia ideológica, el doce de octubre lo manifiesten con franqueza.

Y que hagan algún gesto que muestre lo que guardan en su corazón. En casa o en la calle, de forma individual o con la familia y amigos.

Para que todo el mundo sepa lo que los españoles sentimos por España.

Y que sabemos proclamarlo sin aspavientos pero con orgullo y con la cabeza bien alta.

Y yo me adelanto ya y digo a todos los españoles: ¡Feliz día de la nación española! ¡Feliz fiesta nacional!

Noticias Relacionadas