Miércoles, 10 de Octubre de 2007

Un documental mantiene que la última foto del Che con vida es falsa

EFE ·10/10/2007 - 19:47h

EFE - La que se considera última imagen fotográfica con vida de Ernesto "Che" Guevara y que probablemente es un fotomontaje hecho por sus captores. EFE

La que se considera como última imagen fotográfica con vida del revolucionario argentino Ernesto "Che" Guevara, tomada presuntamente tras su captura en Bolivia pocas horas antes de su ejecución, es probablemente falsa y se trata de un fotomontaje hecho por sus captores.

A esa conclusión llega el documental alemán "Schnappschuss mit Che" (Instantánea con el Che), realizado por el reportero Wilfried Huismann, que esta noche emite la primera cadena de la televisión pública alemana ARD y en el que se trata de aclarar las últimas horas de vida del "Che".

La conocida imagen muestra al revolucionario argentino con gesto huraño, pelo y barba revueltos, con las manos esposadas, posando frente a una choza de adobe entre sus captores, con el agente cubano de la CIA Félix Rodríguez a su derecha y tres soldados bolivianos a su izquierda.

Huismann logra reunir y entrevistar juntos en su reportaje a Rodríguez y al ex guerrillero Daniel "Benigno" Alarcón, considerado el brazo derecho del "Che" y quienes, con el tiempo, parecen haberse convertido incluso en amigos.

Igualmente aparecen en pantalla el piloto de helicóptero Jaime Niño de Guzmán, que transportó a Rodríguez hasta la pequeña localidad de La Higuera en la sierra boliviana, y Dino Brugioni, uno de los mayores expertos estadounidenses en fotografía, quien expresa su convicción de que la legendaria imagen fue manipulada.

Crucial resulta la declaración del piloto del helicóptero, de quien se ha afirmado desde hace cuarenta años que es el autor de la fotografía que ilustra más de un libro de historia.

"Esa foto nunca se hizo", afirma tajantemente Niño de Guzmán, quien asegura seguidamente que la imagen es una falsificación y que, durante el encuentro entre el "Che" y Rodríguez, el revolucionario argentino escupió en la cara a su captor y se negó en rotundo a dialogar con él.

Su declaración contradice la versión del encuentro que hasta ahora había ofrecido Rodríguez, quien asegura que mantuvo una conversación en términos incluso amistosos con Ernesto Guevara, cuya vida trató de preservar, aunque al final no pudo impedir su ejecución por los militares bolivianos, quienes, según ha repetido desde entonces, deseaban evitar un proceso internacional.

La posible falsedad de la imagen presuntamente tomada el 9 de octubre de 1967 es igualmente certificada por Brugioni, quien revela que la luz que ilumina al "Che" y a los soldados bolivianos es distinta y cae desde un punto diferente a la que ilumina a Rodríguez.

El experto en fotografía estadounidense subraya además que el brazo derecho del "Che" parece haber sido "recortado" justo en el punto donde se encuentra con el cuerpo de Rodríguez, como si la imagen de este último hubiese sido añadida posteriormente al conjunto de la instantánea.

El reportaje de Huismann, reportero alemán que cuenta en su haber con varios premios destacados de periodismo, pone seriamente en entredicho la versión oficial sobre la captura del "Che" que hasta ahora había ofrecido el agente Félix Rodríguez y en la que éste insiste durante su entrevista en un local de París.

Las dudas sobre su versión se las plantea también "Benigno" Alarcón, quien recuerda durante la cita en el mismo café parisino que Ernesto Guevara "nos inculcó día a día que un revolucionario no se rinde. Siempre decía que la última bala debe ser para uno mismo".

Por ese motivo, Alarcón afirma que no puede creer que el "Che" dialogase amigablemente con sus captores, como asegura Rodríguez.

Pese a ello, Alarcón mantiene una cierta amistad con Rodríguez, que se inició hace años cuando el veterano revolucionario buscó al antiguo agente de la CIA para conocer de primera mano el desarrollo de las últimas horas de Ernesto Guevara.