Archivo de Público
Lunes, 3 de Marzo de 2008

Una nueva ofensiva israelí en la franja de Gaza mata a dos palestinos

El blanco del ataque fueron aparentemente cuatro talleres y un inmueble utilizado como oficina por Hamás

EFE ·03/03/2008 - 07:26h

EFE - Al menos dos militantes palestinos murieron en la madrugada del lunes en una nueva ofensiva del ejército israelí en la Franja de Gaza, informaron fuentes hospitalarias palestinas. En la foto, tropas israelíes finalizan sus preparativos sobre un pequeño vehículo blindado.

Al menos dos militantes palestinos murieron en la madrugada del lunes en una nueva ofensiva del ejército israelí en la Franja de Gaza, informaron fuentes hospitalarias palestinas.

El blanco del ataque fueron aparentemente cuatro talleres y un inmueble utilizado como oficina por Hamás, que gobierna en la Franja de Gaza desde 2006 tras ganar las elecciones.

Fuentes de esa organización fundamentalista confirmaron que tanto los talleres, donde supuestamente los militantes fabrican los cohetes que lanzan contra Israel, como la oficina resultaron destruidas en el ataque.

Con estas últimas víctimas se eleva a 12 el número de palestinos muertos desde el domingo en Gaza, en la ofensiva militar israelí que también ese mismo día causó manifestaciones en Cisjordania contra los ataques, y en solidaridad con la población de la Franja.

Todo listo para más ataques 

El domingo por la mañana el gabinete del primer ministro israelí, Ehud Olmert, resolvió seguir adelante con los ataques aéreos y terrestres, a pesar de las críticas internacionales por el elevado número de víctimas, 100 palestinos desde el miércoles.

Como en días anteriores, la Fuerza Aérea fue la que llevó el domingo el peso de la ofensiva israelí y sembró el pánico entre la población palestina de Gaza, que permanecía sin apenas actividad y refugiada en sus casas.

"Las oficinas y tiendas están cerradas y los colegios no han abierto sus puertas", dijo el domingo a Efe Zakaria Attoun, miembro de Al Fatah en Gaza, quien advirtió de que en dos o tres días la población puede quedarse sin agua.

La actual ofensiva es la más sangrienta desde el 2005 y eleva el número de muertos el sábado a 64 palestinos, el más alto en un sólo día desde la Operación Muro de Defensa en el 2002, que tuvo como objetivo el territorio de Cisjordania.

La comunidad internacional, preocupada por la situación humanitaria en la Franja y el futuro del proceso de paz en Oriente Medio, ha condenado los ataques contra civiles a los dos lados de la frontera.

"Los miembros del Consejo están profundamente preocupados por la pérdida de vidas civiles en el sur de Israel y de Gaza, y condenan la escalada de violencia que ha tenido lugar", decía el domingo un comunicado emitido por el Consejo de Seguridad de la ONU, que volverá a reunirse hoy, lunes, para abordar la situación.