Archivo de Público
Domingo, 2 de Marzo de 2008

Ahmadineyad afirma en Bagdad que "el pueblo iraquí no quiere a los estadounidenses"

EFE ·02/03/2008 - 09:00h

EFE - El primer ministro de Irak, Nuri al-Maliki (dcha.), y el presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, durante la rueda de prensa ofrecida en la zona verde fortificada de Bagdad.

El presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, de visita oficial en Irak, dijo hoy que el presidente estadounidense, George W. Bush, debe aceptar el hecho de que el pueblo iraquí "no quiere a los estadounidenses".

De esta forma, Ahmadineyad respondía a las acusaciones de EEUU de que Irán fomenta la violencia en Irak y a las declaraciones de Bush, que ayer insistió ayer en que la República Islámica "debe dejar de exportar el terrorismo".

Bush pidió también a la comunidad internacional que se muestra firme en su decisión de seguir aislando a Irán hasta que (éste país) aclare sus ambiciones nucleares".

Ahmadineyad pronunció esas palabras en una rueda de prensa conjunta con el primer ministro iraquí, Nuri al Maliki, en Bagdad, tras una reunión en la que analizaron medios para afianzar la cooperación y las relaciones bilaterales entre los dos países.

Según el mandatario iraní, las conversaciones se desarrollaron en "un ambiente positivo" y trataron temas del ámbito económico, industrial, turístico, energético y de seguridad.

Por su parte, Maliki señaló que la visita de Ahmadineyad es acogida de forma muy grata en Irak, porque "expresa el interés de ambos países, vecinos y amigos, en afianzar sus lazos y ampliar el espectro de sus intereses comunes".

El encuentro entre Ahmadineyad y Maliki se produjo poco después de que el presidente iraní se reuniera con su homólogo iraquí, Yalal Talabani, tras su llegada a Bagdad esta mañana.

La visita del presidente iraní es la primera de un mandatario de este país a Irak desde el triunfo de la Revolución Islámica en Irán, en 1979.