Archivo de Público
Domingo, 2 de Marzo de 2008

Caracas dice que la muerte de Raúl Reyes es un "duro golpe al proceso de acuerdo humanitario"

EFE ·02/03/2008 - 01:21h

EFE - El canciller venezolano, Nicolás Maduro, lee hoy, en el Palacio Miraflores en Caracas, un breve comunicado en el que el Gobierno de Venezuela califica como un "duro golpe al proceso de acuerdo humanitario en Colombia" la muerte a manos del Ejército de ese país del portavoz internacional de la guerrilla de las FARC, "Raúl Reyes".

Venezuela calificó hoy como un "duro golpe al proceso de acuerdo humanitario en Colombia" la muerte del portavoz internacional de la guerrilla de las FARC, "Raúl Reyes", y pidió a Bogotá reflexionar sobre el alcance de su "locura guerrerista".

En un comunicado, leído por el canciller venezolano, Nicolás Maduro, Caracas señala que la muerte del líder guerrillero revela "la empecinada conducta de quienes privilegian la opción militar y apuestan a una agudización del conflicto armado sobre la salida política y negociada, sin miramiento de sus graves consecuencias".

Minutos después, el presidente venezolano, Hugo Chávez, confirmó esa opinión y además advirtió a Bogotá que sería "causa de guerra" una eventual incursión militar colombiana en Venezuela en el marco de su "guerra" contra las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

La advertencia la hizo Chávez tras calificar de "preocupante" e inédito el hecho de que las fuerzas castrenses colombianas hayan reconocido "alegremente" que, "violando la soberanía de un país vecino" entraron en el territorio de Ecuador para concretar su objetivo de capturar a "Raúl Reyes".

"Presidente Uribe piénselo bien, no se le vaya a ocurrir hacer eso por aquí (...) porque sería algo sumamente grave y sería 'causus belis': causa de guerra, una incursión militar en Venezuela. No hay ninguna excusa! para ello, declaró Chávez durante una reunión ministerial en el palacio de gobierno, transmitida por la televisión estatal VTV.

El Ministerio colombiano de Defensa anunció hoy que "Reyes" y al menos otros 16 guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) murieron en una operación de las fuerzas armadas colombianas en territorio ecuatoriano.

El gobernante reveló que conversó telefónicamente hoy con su colega ecuatoriano, Rafael Correa, con quien comentó la situación y cruzó informaciones.

También señaló que la supuesta "violación de la soberanía" de Ecuador por parte de Colombia "habrá que seguir investigándola" desde el punto de vista del Derecho Internacional.

Chávez sostuvo que Colombia "ha optado por el camino de la guerra" obedeciendo supuestas órdenes de Estados Unidos, y se pregunto si el vecino país "se va a convertir en el Israel de América Latina".

Pese a ello, el gobierno bolivariano seguirá "insistiendo al mundo y a Colombia por (adoptar el camino de) la paz, agregó Chávez, a quien Uribe canceló en noviembre la labor mediadora para el canje humanitario que cumplía junto a la senadora colombiana Piedad Córdoba desde agosto de 2007.

"No ahorraremos esfuerzos para ayudar al pueblo colombiano, para construir el camino hacia la paz" en el vecino país, que comparte con Venezuela 2.219 kilómetros de frontera terrestre.

En el comunicado oficial divulgado por el canciller Maduro, el gobierno venezolano resalta que la muerte del segundo al mando en las FARC ocurrió a "pocas horas de haberse producido el gesto unilateral de paz que significó la liberación de los cuatro ex congresistas colombianos", lo que "coloca un nuevo obstáculo de gran dimensión al proceso humanitario en Colombia".

"Este lamentable hecho, presentado como una victoria bélica, constituye una bofetada para todos los que hemos puesto nuestra esperanza en la paz y los mejores esfuerzos en impulsar el entendimiento como fórmula para alcanzar la reconciliación" en Colombia", indica el comunicado oficial.

Añade que "en el transcurso de las últimas horas, la comunidad internacional ha manifestado su apoyo a la propuesta del presidente Hugo Chávez de constituir un grupo humanitario de acompañamiento internacional para concretar el tan anhelado canje humanitario que allane el camino a un proceso de paz en Colombia".

En "desagravio" a Chávez, las FARC liberaron y entregaron al gobierno venezolano este miércoles a los ex parlamentarios Orlando Beltrán Cuéllar, Jorge Eduardo Géchem, Luis Eladio Pérez y Gloria Polanco de Lozada, quienes permanecen en Caracas y no se han pronunciado sobre la muerte de "Raúl Reyes".