Martes, 9 de Octubre de 2007

Olmert afirma que El Golán no estará en la agenda de la conferencia de paz de noviembre

EFE ·09/10/2007 - 21:45h

EFE - El primer ministro israelí, Ehud Olmert, subrayó hoy que la eventual devolución a Siria de los altos del Golán no estará en la agenda de la conferencia de paz prevista para noviembre en EEUU. EFE

El primer ministro israelí, Ehud Olmert, subrayó hoy que la eventual devolución a Siria de los altos del Golán no estará en la agenda de la conferencia internacional de paz prevista para noviembre en EEUU, aunque Damasco acuda a esa cita.

"Estoy contento con la invitación a Siria a esta cumbre, pero sólo si quiere involucrarse en nuestras negociaciones con los palestinos. Se equivocaría si incluyera otros temas", dijo Olmert al ministro turco de Exteriores, Ali Babacan, según informó el diario "Haaretz".

Los Altos del Golán es uno de los territorios que permanecen ocupados por Israel desde la Guerra de los Seis Días (1967), junto con Cisjordania, Jerusalén Este y Gaza, de donde retiró en 2005 sus colonos y soldados.

Pese a las palabras de Olmert, ningún país ha sido todavía formalmente invitado a esta conferencia, que se celebrará en la base naval de Annapolis (en el estado de Maryland) en un día aún por determinar de la segunda mitad de noviembre.

El ministro de Información palestino, Riad El Malki, desveló la pasada semana que el presidente estadounidense, George W. Bush, tiene previsto invitar a esa cita al Comité de Seguimiento Árabe, formado por doce países, entre ellos Siria y Líbano, con quien Israel mantiene conflictos territoriales.

Las tensiones entre Siria e Israel han aumentado después de que la Fuerza Aérea israelí bombardeara el pasado septiembre el norte sirio por motivos todavía desconocidos.

En su visita al Estado judío, Babacan ha pedido explicaciones por este episodio que también afectó indirectamente a su país pues los aviones israelíes se desprendieron de tanques de gasolina hallados en territorio turco.

Olmert y el jefe de la diplomacia turca abordaron también en su encuentro el papel de Siria en Líbano y sus relaciones con Irán.

Babacan, quien llegó el domingo a Tel Aviv procedente de Damasco, pidió a su interlocutor que no aisle al régimen del presidente sirio, Bashar Al Assad, porque "debe haber una vía para negociar con él" pues "está preparado para el diálogo".

"El único motivo por el que Siria está aliada con Irán es el boicot internacional que se le ha impuesto" por su presunta responsabilidad en los asesinatos de políticos libaneses opuestos a la tradicional influencia de Damasco en el Líbano y su apoyo a la milicia opositora chií Hizbulá, agregó.

Irán y Siria "no tienen nada más en común", aclaró Babacan poco antes de que Olmert recurriese al sarcasmo para rebatir esta tesis.

"¿Si se levantase el embargo sobre Siria, dejaría de asesinar diputados libaneses?", lanzó el primer ministro israelí a Babacan, quien respondió que no existen evidencias de la implicación de ese país en esas muertes.

Ambos interlocutores también chocaron al discutir sobre el trato al movimiento islamista Hamás, que controla la franja de Gaza desde junio pasado.

Mientras que Babacan advirtió de los riesgos de una división entre Gaza y Cisjordania, y entre las distintas facciones palestinas, Olmert recordó que su Gobierno "no negocia con organizaciones terroristas".