Lunes, 8 de Octubre de 2007

La Policía localiza un BMW de "El Chino" en Ceuta tres años después del 11-M

AGENCIAS ·08/10/2007 - 21:26h

EFE - Jamal Ahmidan, "El Chino", uno de los principales responsables de la matanza del 11-M. Un BMW de su propiedad que fue utilizado para transportar la dinamita empleada en la masacre acaba de ser hallado en Ceuta. EFE

Un vehículo utilizado presuntamente por Jamal Ahmidan "El Chino", uno de los supuestos autores materiales del 11 de marzo que se suicidó en Leganés, ha sido encontrado en Ceuta, según fuentes jurídicas.

Estas fuentes añadieron que fue el abogado de uno de los procesados el que localizó el BMW en un garaje del barrio de El Príncipe de la ciudad autónoma y se lo dijo a la policía, que más de tres años después del 11 de marzo de 2004 podrá analizarlo.

El juez de la Audiencia Nacional Juan del Olmo, instructor del sumario del 11-M y que actualmente tramita una pieza separada en la que investiga "los flecos" de los atentados, ordenó a la Policía al inicio de la investigación la búsqueda de este turismo, en el que presuntamente "El Chino" trasladó desde Asturias parte de la dinamita Goma 2 utilizada en los atentados en los trenes.

En pocas semanas, la sentencia

El macrojuicio por el 11-M comenzó en febrero y quedó visto para sentencia a primeros de julio. Se espera que en las próximas semanas se conozca la sentencia del tribunal, presidido por el magistrado Javier Gómez Bermúdez. La existencia de este vehículo se conoce prácticamente desde el inicio de la investigación, pero hasta ahora no se sabía su paradero.

Según informó la cadena de televisión Cuatro, el BMW fue adquirido de segunda mano por un hermano de "El Chino" en Alemania en mayo de ese año y Jamal Ahmidan lo usó habitualmente hasta finales de enero de 2004, cuando lo vendió a Abdelilah el Fadoual, otro de los acusados del 11-M, que durante el juicio por la masacre ya alertó sobre el paradero de este coche en Ceuta.

"El Chino", al que la Fiscalía atribuye la adquisición de la dinamita utilizada para hacer explotar los cuatro trenes de Cercanías, se suicidó el 3 de abril de 2004 en un piso de la localidad madrileña de Leganés con otros seis de los supuestos autores materiales de los atentados.