Jueves, 14 de Febrero de 2008

Amago de acuerdo de paz en Kenia

Mientras que Naciones Unidas afirmaba en un comunicado que Odinga y Kibaki habían hecho las paces, el gabinete del presidente keniano lo desmentía. Rice viajará a Nairobi para ayudar a Kofi Annan

AGENCIAS ·14/02/2008 - 16:47h

Kofi Annan, entre Kibaki y Odinga a su llegada a Nairobi. AFP

El conflicto que vive Kenia desde que se celebraran las elecciones presidenciales ha tenido hoy un nuevo episodio grotesco. Si a primera hora de la tarde, la oficina de Naciones Unidas en Nairobi anunciaba que Gobierno y oposición habían alcanzado un acuerdo de paz, el propio Gobierno se encargó de desmentirlo unos minutos después a través de su portavoz, Martha Karua. "Estamos hablando y no hemos alcanzado un acuerdo definitivo", dijo la ministra de Justicia, a su llegada al aeropuerto de Nairobi, procedente del lugar de las negociaciones, situado a las afueras de la capital.

El portavoz de Naciones Unidas en Kenia, Nasser Ega Musa, aseguró que Annan "regresará mañana a Nairobi procedente del lugar donde se celebran las negociaciones", un hotel al sur de la ciudad costera de Mombasa. Ega Musa agregó que Annan explicará mañana a las 17.00 hora local (14.00 GMT) el contenido del "consenso al que ambas partes han llegado después de quince días de conversaciones ". Precisamente mañana concluye el plazo fijado por Annan en su hoja de ruta para que el Gobierno y la oposición resuelvan la más grave crisis política y social en los cuarenta años de existencia de esta ex colonia británica.

El Gobierno de Kenia y el Movimiento Democrático Naranja (ODM) mantienen un conflicto político desde las pasadas elecciones generales del 27 de diciembre. La Comisión Electoral de Kenia otorgó la victoria al presidente Mwai Kibaki, en detrimento de su principal rival, favorito en las encuestas y jefe de filas del ODM, Raila Kibaki, que denunció numerosas irregularidades cometidas en el recuento de los votos.

A raíz de las elecciones se desató una ola de violencia que provocó la muerte de más de mil personas y el desplazamiento de otras 300.000 por todo el país, especialmente en las regiones occidentales, feudo tradicional de Odinga.

Desde el comienzo de las negociaciones, la oposición exige que Kibaki abandone el poder, mientras el gobierno pide que Kibaki sea reconocido como jefe de Estado.

Desde hace varios días las negociaciones se llevan a cabo en un lugar secreto, por expresa petición del equipo de mediadores presidido por Annan, que también ha pedido a las partes mantener un cerco informativo para no afectar al diálogo.

Bush interviene

Sea como fuere, Washington ha confirmado hoy que la secretaria de Estado Condoleezza rice viajará también a Nairobi para ayudar en las negociaciones a Annan. El presidente Bush, que ha comenzado precisamente una gira por África, dijo antes de partir que que "respaldamos los esfuerzos del ex secretario general de la ONU Kofi Annan para terminar con la crisis. Y cuando estemos en el continente (africano) le pediré a Condi Rice que viaje a Kenia para apoyar el trabajo del ex secretario general y entregue un mensaje directamente a los líderes kenianos", agregó.

Ese mensaje sería: "debe haber un fin inmediato a la violencia, debe haber justicia para las víctimas de abusos, y debe haber un retorno completo a la democracia", concluyó Bush.

Noticias Relacionadas