Miércoles, 13 de Febrero de 2008

EL Fiscal pide prisión para 12 de los 14 detenidos que trataban de recomponer Batasuna

EFE ·13/02/2008 - 10:50h

EFE - El presidente de Acción Nacionalista Vasca (ANV), Kepa Bereziartua (c), a su salida de la Audiencia Nacional después de declarar ante el juez Baltasar Garzón a petición de la Fiscalía. Tras su comparecencia, la Fisalía ha pedido que se imponga una fianza de 20.000 euros a Bereziartua, imputado por un delito de colaboración con ETA y asociación ilícita en la causa en la que se investiga la sumisión de este partido y del EHAK-PCTV a Batasuna.

La Fiscalía de la Audiencia Nacional ha pedido hoy al juez Baltasar Garzón que decrete el ingreso en prisión incondicional de doce de los catorce detenidos el domingo por tratar de recomponer la Mesa Nacional de la ilegalizada Batasuna tras su desarticulación el pasado 4 de octubre en Segura (Guipúzcoa)

Según fuentes jurídicas, los fiscales Dolores Delgado y Vicente González Mota han pedido para los otros dos detenidos para los que no han reclamado prisión -los tesoreros del PCTV Jesús María Aguirre y Sonia Jacinto- la imposición de sendas fianzas de 30.000 y 20.000 euros, respectivamente, para eludir la cárcel.

Los fiscales han considerado que con las fianzas se evita el peligro de fuga de estos dos detenidos, a los que Garzón imputó la pasada semana un delito de colaboración con ETA y otro de asociación ilícita.

La Fiscalía por tanto ha optado por pedir la prisión para los otros doce detenidos, a los que considera "dirigentes clandestinos" de Batasuna, al estimar que han incurrido en un delito más grave, el de pertenencia a la organización terrorista ETA-Batasuna.

La gravedad de este delito y la pena que lleva aparejada conlleva, según la Fiscalía, un alto riesgo de fuga y de obstrucción a la Justicia y, en algunos casos, como el de Txema Jurado (en libertad bajo fianza de 30.000 euros en la causa de Udalbiltza-Kursaal), estima que se ha incurrido también en reiteración delictiva.

Antes de la comparecencia de estos 14 detenidos ante Garzón, que se prolongó unas dos horas al no haber querido ninguno contestar a las preguntas del juez ni de los fiscales, el magistrado tomó declaración como imputado al presidente de ANV, Kepa Beriziartua, al que había citado a petición de la Fiscalía.

La Fiscalía ha pedido al juez que le imponga una fianza de 20.000 euros a Kepa Bereziartua, también imputado por un delito de colaboración con ETA y asociación ilícita en la causa en la que se investiga la sumisión de este partido y del EHAK-PCTV a Batasuna.

Por su parte, Dignidad y Justicia y la Asociación Víctimas del Terrorismo (AVT) han pedido prisión para los catorce detenidos y en el caso de Bereziartua la AVT ha pedido que se le imponga una fianza de 150.000 euros, mientras que Dignidad y Justicia se ha adherido a lo que ha pedido la Fiscalía.

Bereziartua fue el único que habló para contestar a las preguntas de su abogado Iñigo Iruin y negar los hechos, lo que también hizo Juan José Ibaiceta, quien quiso dejar constancia de que él era ex concejal de EH en San Sebastián y que no tenía nada que ver con la recomposición de la Mesa Nacional de Batasuna.