Lunes, 11 de Febrero de 2008

Un astronauta cae enfermo en la Estación Espacial Internacional

Debía participar en una caminata espacial ayer, pero su dolencia obligó a suspender la operación. Finalmente, la excursión se ha producido hoy, con la intervención de otro de los tripulantes.

AGENCIAS ·11/02/2008 - 16:45h

En la imagen, el astronauta alemán de la ESA Hans Schlegel trabaja con los astronautas Stanley Love y Rex Walheim (que no aparecen en la escena) mientras se preparan para su primera paseo espacial de la misión, en esta imagen de la televisión de la NASA del 10 de febrero de 2008. REUTERS

Los astronautas Rex Walheim y Stanley Love comenzaron hoy a las 15:30 (hora española) la primera caminata espacial de la misión del transbordador "Atlantis". La operación estaba prevista para ayer, domingo, pero fue cancelada al sentirse enfermo el astronauta Hans Schlegel. Debido a su dolencia, Schlegel ha sido sustituido por Love.

El astronauta enfermo es de origen alemán y no sufre una dolencia peligrosa y debería poder retomar sus tareas normales, informó el domingo la Agencia Espacial Europea (ESA en sus siglas en inglés).

Volker Damaan, jefe del equipo médico de apoyo en el centro de astronautas de la ESA en Colonia, Alemania, indicó en un comunicado que la enfermedad de Schlegel "ahora mismo no es compatible con un paseo espacial".

El astronauta cayó enfermo el jueves, después de que el Atlantis despegase de Florida, y "su dolencia no es de vida o muerte ni afecta a la salud del resto de los tripulantes", señaló Damaan.

Schlegel, cuyo único viaje anterior fue en una misión en 1993, debería participar el miércoles en otra salida. Según Damaan, "por el momento" los doctores "confían" en que pueda realizar la misión.

Misión: acoplar un laboratorio a la ISS

Entre las labores de preparación se encuentra la instalación de un asa especial que permitirá que el brazo robótico de la Estación Espacial Internacional (EEI) agarre el laboratorio "Columbus" para su colocación. Otra de las tareas consistirá en el desmantelamiento de uno de los sistemas de control termal, que será sustituido en la segunda de las caminatas espaciales.

El laboratorio "Columbus", valorado en 1.900 millones de dólares (2.793 millones de euros), llegó a la EEI a bordo del Atlantis el pasado sábado.

El Columbus, que será instalado a estribor del módulo Harmony, sobre el eje central de la EEI, con una vida útil de 10 años, tiene una longitud de siete metros con un peso de 10,3 toneladas en tierra.

Aunque es el más pequeño de los laboratorios de la EEI, tiene un volumen y potencia similares a los demás. A ello se agrega el hecho de que viaja con una carga de 2.500 kilogramos de instalacones y equipos. Esas instalaciones incluyen el "Biolab" para experimentos con microorganismos, cultivos celulares y de tejidos, además de plantas y animales.