Archivo de Público
Lunes, 26 de Agosto de 2013

Al Asad califica de "insulto" la acusación de que emplea armas químicas

"Si Estados Unidos ataca o invade Siria le espera un fracaso, como en todas las guerras que ha desatado desde Vietnam hasta nuestros días", afirma el presidente de Siria en una entrevista en el periódico ruso 'Izvestia'. 

EFE ·26/08/2013 - 10:52h

REUTERS - El presidente Basar Al Asad durante su discurso pronunciado en la Casa de la Ópera en Damasco.

El presidente de Siria, Bachar al Asad, calificó de "insulto al sentido común" las declaraciones de quienes acusan a su Gobierno de emplear armas químicas en su lucha contra la oposición armada. "Es un sinsentido: primero lanzan las acusaciones y sólo después buscan pruebas", dijo Al Asad en una entrevista publicada hoy por el periódico ruso Izvestia.

"¿Algún Estado usaría químicos o cualquier otra arma de destrucción masiva en un lugar donde se concentran sus propias fuerzas? Eso iría en contra de la lógica elemental. Así que las acusaciones de este tipo son totalmente políticas", ha señalado.

El presidente sirio afirmó además que si Estados Unidos ataca o invade su país le espera "un fracaso, como en todas las guerras que ha desatado desde Vietnam hasta nuestros días", "Estados Unidos ha participado en numerosas guerras pero ni una sola vez ha conseguido los objetivos políticos en aras de los cuales las desató", dijo Al Asad al diario horas antes de que su Gobierno autorizara a una misión de expertos de la ONU visitar Guta Oriental, para investigar si se emplearon allí armas químicas.

Según la oposición siria, el pasado día 21 más un millar de personas murió en esa zona como consecuencia de un ataque con armas químicas perpetrado por las tropas gubernamentales. El presidente sirio agregó que los gobiernos estadounidenses nunca han podido convencer a su pueblo multinacional del carácter justo de esas guerras ni tampoco han podido inocular su ideología a otros países.

Al Asad: "El mismo guión de las revoluciones árabes dejó de ser convincente"

"Sí, efectivamente, las grandes potencias pueden desatar guerras, pero ¿pueden ganarlas", expresó Al Asad, quien a la pregunta del rotativo de qué le espera EEUU en caso de que ataque o invada su país contestó: "Un fracaso, como en todas las guerras que ha desatado desde Vietnam hasta nuestros días".

Destacó que no es la primera vez que en Occidente se plantea la posibilidad de una intervención militar contra Siria, ya que desde el comienzo mismo de la crisis EEUU, Francia y el Reino Unido trataron de convencer a Rusia y a China de que modificaran su postura en el Consejo de Seguridad de la ONU, pero fracasaron.

El presidente sirio se refería a la posición de Moscú y Pekín, contraria a dar un mandato de la ONU que permita acciones militares contra su país. "El mismo guión de las revoluciones árabes dejó de ser convincente. Pueden desatar cualquier guerra, pero no pueden saber cuánto durará y qué territorio abarcará. Son conscientes [las potencias occidentales] de que ese guión está fuera de control", dijo.

Terrorismo y no revolución popular

Al Asad señaló que hay otro obstáculo para una intervención militar desde el extranjero que es "la comprensión por todos de que lo que tiene lugar en Siria no es una revolución popular ni demandas de reformas, es terrorismo". "En esta situación, los líderes occidentales no pueden decirles a a sus ciudadanos: 'Vamos a Siria para apoyar el terrorismo", puntualizó.

Para el presidente sirio, la causa principal de que continúe el conflicto armado en el país, que estalló en marzo de 2011, es "la enorme cantidad de terroristas que llegan a Siria desde el exterior". "Todos los meses llegan a nuestra tierra decenas de miles [de terroristas]. Además, reciben armas y financiación desde el extranjero", explicó.

Añadió que Siria se enfrenta "con grupos terroristas y con verdaderos ejércitos de terroristas". "Pero les aseguro que [en Siria] no hay lugar donde no puedan entrar las tropas gubernamentales. Éstas entran y aniquilan a los terroristas dondequiera que chocan con ellos", enfatizó.