Archivo de Público
Jueves, 1 de Agosto de 2013

El mayor centro de investigación contra el cáncer dejará de contar con 64 empleados

En Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas despedirá a 28 trabajadores y no renovará a otros 36 temporales para ahorrar ocho millones en el marco de su Plan de Viabilidad

PÚBLICO/EUROPA PRESS ·01/08/2013 - 10:16h

Fachada del Centro Nacionoal de Investigaciones Oncológicas.

El Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO), uno de las entidades públicas de  investigaciones contra el cáncer más puntera del país y a nivel mundial, planea el despido de un máximo de 28 empleados y la no renovación de cerca de 36 trabajadores temporales, medidas estas que serán objeto de negociación con los representantes de los trabajadores.

Así lo ha estimado el Patronato de esta institución tras reunirse el miércoles y aprobar una actualización de su Plan de Viabilidad, con la cual pretende "equilibrar las cuentas a partir de 2014" y generar un ahorro de más de ocho millones de euros anuales hasta 2016. Todo ello se va a realizar sobre una plantilla de 470 empleados, de los cuales 430 son investigadores.

Fuentes de este centro consultadas por Público, se han remitido a la nota de prensa y no aclarado si los despidos afectarán a los investigadores o a otros empleados. Lo que sí parece lógico es que, atendiendo al número de despidos, este plan de viabilidad se lleve por delante el trabajo de algún investigador. Este jueves tendrá lugar la reunión en la que la dirección del CNIO y el comité de empresa harán sus propuestas.

Reducción salarial

Se contempla la supresión de gratificaciones, la reducción salarial de directivos y más flexibilidad para los empleados Según explican desde el CNIO, el coste salarial se reducirá también mediante la supresión del pago de gratificaciones y de bonificaciones, la disminución de salarios en los puestos directivos, así como con un paquete de medidas de flexibilidad entre los empleados.

De esta forma, se actualiza el Plan de Viabilidad aprobado a finales de 2012, con el que se ha recortado tres millones de euros. Sin embargo, y debido al desequilibrio presupuestario aún existente, aseguran, era necesario "aprobar nuevas medidas de austeridad para preservar el nivel de excelencia que ha llevado al centro a ser una referencia mundial en investigación oncológica", manifiestan.

Entre el resto de medidas adoptadas se encuentra la realización de una aportación extraordinaria de cuatro millones de euros este año a través del Instituto de Salud Carlos III. Además, y en cuanto a los gastos de explotación, se ha aprobado la integración operativa de servicios comunes con otras entidades dependientes de esta última institución.

Por último y como viene siendo habitual en los recortes en I+D+i, el CNIO subraya que estos ajustes "no supondrán ninguna reducción en la actividad científica de la institución, ni la extinción de ningún grupo de investigación". Así, el centro podrá "mantener su nivel de excelencia y su posición como uno de los mejores centros del mundo en investigación oncológica", concluyen.