Jueves, 7 de Febrero de 2008

Rusia afirma que la OSCE nunca tuvo la intención de observar los comicios

EFE ·07/02/2008 - 11:51h

EFE - El embajador Christian Strohal, director de la oficina de Instituciones Democráticas y Derechos Humanos de la OSCE.

El ministerio de Exteriores ruso afirmó hoy que la Oficina para las Instituciones Democráticas y los Derechos Humanos (ODIHR) de la OSCE nunca tuvo la intención de supervisar las elecciones presidenciales en Rusia del próximo 2 de marzo.

El portavoz de la Cancillería, Mijaíl Kaminin, acusó a la Oficina de la Organización para la Cooperación y Seguridad en Europa (OSCE), de "menospreciar las normas elementales de ética y respeto mutuo en el diálogo" en relación con la observación de las elecciones rusas.

Según el portavoz, esta postura de la ODIHR demuestra que "desde un primer momento no tenía intención de llegar a un acuerdo respecto a los parámetros de observación, sino que abonaba el terreno para fundamentar su negativa de hacerlo".

La OSCE anunció hoy que su Asamblea Parlamentaria y la ODIHR no supervisarán las elecciones presidenciales rusas del 2 de marzo en protesta por las trabas impuestas al trabajo de los observadores.

"La Federación (Rusa) ha creado limitaciones que no son propicias para llevar a cabo la observación electoral", indicó Christian Strohal, director de la ODIHR.

Para Kaminin, todo ello caracteriza la forma de trabajar de la ODHIR, que "presenta sus propias reglas como la verdad suprema", en perjuicio de su obligación de observar los comicios en el marco de las bases aprobadas por los organismos intergubernamentales de la OSCE.

Según estas bases, un país invita a observadores internacionales, entre ellos de la ODIHR, para supervisar las elecciones, indicó Kaminin.

Sin embargo, denunció, la OSCE no establece parámetros relacionados con plazos, número y categoría de los observadores y tampoco concede ningún tipo de autoridad a la ODIHR para determinar tales parámetros.

Según el portavoz, Rusia intercede hace tiempo por la necesidad de regular estas cuestiones complejas, con el fin de establecer unos criterios para la observación de unos comicios aprobados de común acuerdo y sobre una base legal.

El establecimiento de unos criterios a nivel intergubernamental para la observación de los comicios en todos los países de la OSCE y de igual cumplimiento para todos permitiría evitar discusiones y acabar con las especulaciones en torno a esta cuestión, agregó.

La ODIHR había solicitado a la Comisión Electoral Central (CEC) de Rusia comenzar su misión de observación el próximo día 11, mientras que las autoridades rusas inicialmente habían accedido a recibir observadores a partir del 28 de febrero, es decir, tres días antes de las elecciones.

A comienzos de esta semana, la CEC celebró consultas con representantes de la ODIHR y propuso elevar de 70 a 75 el número de sus observadores y autorizar su ingreso en el país a partir del 20 de febrero.

Sin embargo, la ODIHR reiteró que desea enviar a sus observadores a Rusia la próxima semana con el fin de supervisar la campaña electoral y no solo la jornada de votación.

La ODIHR había advertido de que si las autoridades electorales rusas no modifican los plazos de la misión de observación era muy probable que renunciara a enviar observadores.

También por problemas de plazos y de reducción del número de observadores, la ODIHR se negó a observar los comicios parlamentarios rusos del pasado 2 de diciembre, lo que le valió duras críticas por parte del Kremlin.