Archivo de Público
Viernes, 26 de Julio de 2013

Strauss-Kahn será juzgado en Francia por proxenetismo

El exdirector del FMI podría haber organizado una trama de prostitución en Lille

AGENCIAS ·26/07/2013 - 16:24h

El exdirector del FMI, Domique Strauss-Kahn. -REUTERS

El ex director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI) Dominique Strauss-Kahn será juzgado por un tribunal francés por delitos de "proxenetismo agravado en reunión" en el marco del llamado 'caso Carlton', un hotel de la ciudad de Lille (norte), según ha anunciado este viernes su abogado, Henri Leclerc.

Strauss-Kahn, contra quien se retiraron los cargos en relación a la presunta agresión sexual a una empleada de un hotel de Nueva York en 2011, había sido imputado en marzo de 2012 por "proxenetismo agravado en banda organizada" en este caso, en el que hay catorce imputados. El fiscal había solicitado el pasado 11 de junio que se desestimaran los cargos. Los investigadores han tratado de determinar si Strauss-Kahn sabía que las mujeres con las que se encontró en Bélgica, París y Washington eran prostitutas y si pudo ser uno de los organizadores de las reuniones, algo que el ex director del FMI siempre ha negado.

En una primera reacción, el abogado del exministro socialista, Richard Malka, dijo a la cadena de televisión BFM TV que "no es una sorpresa, a la vista de cómo se ha desarrollado la instrucción" y por el "ensañamiento de los jueces".

"La acusación no es una sorpresa a la vista del ensañamiento de los jueces"

La inculpación por la que comparecerá ante un tribunal correccional está castigada con hasta 10 años de cárcel, una pena inferior a la del cargo de proxenetismo agravado en banda organizada que se le imputó inicialmente, y que no ha sido finalmente tenida en cuenta por los tres magistrados instructores. El Ministerio Público dispone ahora de un mes para plantear un posible recurso al dictamen de los jueces instructores.

El abogado Malka descalificó la decisión de los instructores por "ideológica" y porque "deriva de una apreciación muy subjetiva de la moral". Sobre todo, el letrado insistió en que "no hay ningún hecho (en este sumario) que caracterice un delito penal. Porque en caso contrario, se criminalizaría a cualquier cliente de una prostituta".

Aseguró que su cliente "no es un proxeneta" por el hecho de haber ido con prostitutas. También quiso desdramatizar al puntualizar que la de hoy "no es más que una etapa del procedimiento" y avanzó que ante el tribunal tiene intención de hacer "un análisis jurídico" de los hechos "como lo hizo la Fiscalía" al solicitar el archivo del sumario.

Yves Charpenel, abogado de la acusación particular, se mostró satisfecho ante la perspectiva de que el antiguo dirigente socialista, conocido por sus siglas DSK, se siente en el banquillo, porque a su parecer "difícilmente puede poner en duda" que las mujeres con las que tenía relaciones eran prostitutas. Charpenel, en otra entrevista también a BFM TV, precisó que no se le reprocha haber sido cliente de mujeres que ofrecían sexo por dinero, sino de haber puesto en marcha una red para beneficiarse de ellas a través de un grupo de conocidos.