Miércoles, 6 de Febrero de 2008

"Los de seguridad se reían al vernos"

Los protagonistas de las fotos de Montmeló que han irritado a los ingleses hablan para Público

ÁNGEL LUIS MENÉNDEZ ·06/02/2008 - 22:43h

Broma pesada. A Toni Calderón, aficionado gerundense al motor, y a sus seis compañeros de comparsa carnavalesca les han atropellado los ultras de Montmeló. En Inglaterra, han utilizado las fotos en las que aparecen disfrazados de "Familia de Hamilton" como imagen de los insultos racistas que recibió el piloto de McLaren en el circuito catalán el pasado sábado.

"Nos levantamos el domingo y nos disfrazamos con la única pretensión de celebrar el día de Carnaval y darle un toque de humor a las gradas de Montmeló haciendo una parodia del padre de Hamilton, que aparece en todas las carreras. No teníamos la más mínima intención de burlarnos de nadie, ni mucho menos de reírnos del piloto inglés por su color de piel. No soy racista y me da vergüenza aparecer como tal en toda la prensa inglesa. Además, como yo estoy en el centro de las fotos, aparezco como un pringao en todas partes. Estoy indignado", asevera Calderón.

Los incidentes se habían producido 24 horas antes, pero la repercusión de los mismos aún era mínima. "Yo había oído algo, pero siempre referido a algunas pancartas que, al menos las que yo vi por la tele, no tenían nada de racistas. Por eso, no le di importancia", recuerda el seguidor catalán.

Con la cara pintada de negro, enormes pelucas y camisetas blancas en las que se leía "Hamilton's Familly", por delante, y "Alonso Nº 1", en la espalda, las tres parejas y el hermano de Toni Calderón viajaron desde Girona hasta Montmeló, compraron sus entradas (6 euros por persona) y se instalaron en la tribuna principal del circuito. "Nadie nos avisó de nada. Al contrario. Las taquilleras nos miraron divertidas y hasta los de seguridad se reían al vernos pasar", cuenta Calderón. "De hecho, la mitad de los que se nos dirigieron pensaban que éramos seguidores de Hamilton. Nos hicimos muchas fotos con todo el que nos lo pidió", prosigue.

"Si yo sé lo que se iba a montar, no me disfrazo, pero quiero dejar muy claro que no tuvimos intención de ir a ofender. No hemos hecho nada malo, así que no tendría ningún problema en explicárselo personalmente a McLaren y al propio Lewis que, por cierto, es un crack. Eso sí, nosotros somos de Alonso", concluye.


Noticias Relacionadas