Archivo de Público
Lunes, 15 de Julio de 2013

El Gobierno fuerza a un grupo de preferentistas a reubicar su protesta ante la visita de los príncipes

La concentración estaba prevista para mañana en la Escuela Naval de Marín, pero la Subdelegación en Pontevedra ha modificado el lugar por la "coincidencia con diversos actos"

EP ·15/07/2013 - 13:01h

Afectados por las preferentes son cercados por la policía durante la celebración de un congreso del PP en Pontevedra. EFE (Archivo)

La Subdelegación del Gobierno en Pontevedra ha comunicado a un grupo de afectados por las preferentes que deberán cambiar de lugar su protesta prevista para mañana a la entrada de la Escuela Naval de Marín con motivo de la visita de los Príncipes de Asturias.

De ello ha informado el representante de la plataforma de afectados de Vigo, José Manuel Estévez, quien ha recibido un escrito de la Subdelegación del Gobierno en la que le informa que, "dada la coincidencia de horario e itinerario" con "diversos actos" que "están programados" -aunque sin especificar que es la visita de los Príncipes-, deberán presentar otra ubicación para su protesta.

En una misiva de respuesta, los afectados por preferentes censuran que el subdelegado del Gobierno, Antonio Coello, hable de la imposibilidad de realizar la protesta porque "el itinerario" de la misma interfiere con los actos programados, aunque ésta se trate de "una concentración".

Asimismo, mientras que el Ejecutivo central modifica el lugar de la protesta a la Alameda de Marín, por ser el "lugar más cercano y viable", los preferentistas critican que "hay dos lugares más cercanos, viables y efectivos de cara a la necesidad de manifestar y ser oídos por el Gobierno".

Por este motivo, los afectados por preferentes avisan que no se situarán a la entrada del acceso de la Escuela Naval, pero no cambiarán el lugar de su reivindicación a la Alameda, sino a la extensión del Paseo Marítimo Alcalde Antonio Blanco y a la acera Augusto Miranda, comprometiéndose a "no entorpecer en momento alguno el tráfico rodado, ni poniendo en peligro de ningún tipo la seguridad de las autoridades".