Archivo de Público
Viernes, 12 de Julio de 2013

Al menos 6 muertos al descarrilar un tren al sur de París

El accidente se ha producido en Brétigny-sur-Orge, departamento de Essonne. Hay muchos heridos atrapados en los vagones del convoy y el Ministerio de Interior advierte de que el saldo de víctimas mortales "sin duda va a aumentar".

AGENCIAS ·12/07/2013 - 18:18h

Al menos seis personas han muerto como consecuencia del descarrilamiento de un tren regional en la localidad de Brétigny-sur-Orge, en el departamento de Essonne, al sur de París, según ha informado el ministro del Interior, Manuel Valls.

Un portavoz del Ministerio del Interior citado por "BFM TV" indicó que poco antes de las 20.00 horas se habían contabilizados seis muertos, y entre los heridos nueve personas estaban muy graves, otras 17 graves y 192 tenían lesiones de menor consideración. De acuerdo con la misma fuente, que subrayó que era un saldo provisional, sobre el terreno estaban trabajando 300 bomberos y ocho helicópteros, además de varias decenas de vehículos sanitarios y de protección civil.

"El saldo podría aumentar sin duda", ha señalado el ministro francés, que fue alcalde de Evry, una ciudad del departamento. "Tenemos que lamentar siete muertos y varias decenas de heridos", ha indicado. Además, ha anunciado que se ha activado "el plan rojo" y "los servicios de emergencia van a hacer todo lo posible por que el balance sea el menor posible".

El diario 'Le Parisien' añade que las víctimas fueron "electrocutadas y aplastadas", cuando los últimos cuatro vagones descarrilaron. En el tren viajaban alrededor de 370 personas según el director ejecutivo de SNCF, Guillaume Pepy y "mucha gente es probable que todavía esté atrapada". Pépy ha indicado además que se ha activado un teléfono para atender a las familias de las víctimas y habló de "catástrofe ferroviaria", en declaraciones a la prensa junto al lugar de los hechos.

El portavoz de la SNFC ha rubrayado que es demasiado pronto para conocer las causas del siniestro

Un portavoz de la Sociedad Nacional de Ferrocarriles subrayó que es demasiado pronto para pronunciarse sobre las causas del siniestro y en que se ha puesto en marcha una investigación que trabajará "de forma independiente".

Cuatro de los siete vagones del tren Intercités que realizaba el trayecto entre París y Limoges volcaron a las 17:15 horas en la estación de Brétigny-sur-Orge con alrededor de 370 personas a bordo.

Hasta el lugar de los hechos donde aún continúan las labores de rescate de las personas atrapadas en los vagones, se ha acercado el presidente francés, François Hollande, según ha informado la presidencia de la República.

El accidente más grave en años

El accidente ha obligado a suspender el tráfico en la línea C del RER -el tren de cercanías de París y su extrarradio-, mientras que la empresa de ferrocarriles SNCF ha establecido una unidad de crisis. Según fuentes de SNCF citadas por 'Parisien', se cree que habría habido un problema con las agujas. El ministro de Transportes francés, Frédéric Cuvillier, ha anunciado a través de su cuenta en Twitter que se va a desplazar al lugar del accidente.

Por su parte, el alcalde de la localidad, Bernard Decaux, ha relatado a 'Le Parisien' que "tres vagones están aplastados los unos contra los otros ante la estación y un cuarto está volcado un poco más lejos hacia el sur".

"Me han dicho simplemente que podría ser un saldo muy elevado" y que "hay heridos", ha añadido el alcalde socialista, que no ha dudado en calificar lo ocurrido de "espectáculo apocalíptico".

El accidente  de este viernes al sur de París es uno de los más graves registrados en Francia en los últimos años. El más reciente fue en octubre de 2011 cuando fallecieron dos personas y 24 resultan heridas, ocho de ellas de gravedad, en el choque entre un camión pesado y un tren regional cerca de Rennes, al noroeste de Francia.