Archivo de Público
Viernes, 21 de Junio de 2013

El juez Castro cita a Diego Torres el 3 de julio por otro presunto delito fiscal

El juez del caso Nóos vuelve a llamar al exsocio de Urdangarin en relación a un presunto fraude en el IRPF en 2007. Urdangarin acudirá el16 de julio a un Juzgado de Barcelona por los correos de Torres

AGENCIAS ·21/06/2013 - 14:51h

REUTERS. - Diego Torres, exsocio de Iñaki Urdangarin, con su esposa, acudiendo a declarar ante el juez José Casto, en Palma.

El juez del caso Nóos, José Castro, ha citado a declarar como imputado al exsocio de Iñaki Urdangarin en el Instituto Nóos, Diego Torres, el próximo 3 de julio en los Juzgados de Palma, en relación con un nuevo supuesto delito fiscal, un presunto fraude en el IRPF en 2007.

Castro ha citado a Torres en un auto dictado hoy, tras haber recibido tres informes de la Agencia Tributaria sobre presuntas contrataciones ficticias en el Instituto Nóos y su trama empresarial, y en relación a la posible existencia de facturas cruzadas entre sociedades mercantiles de Torres y Urdangarin y la entidad principal investigada.

Por su parte, el Juzgado de Primera Instancia 46 de Barcelona ha citado el 16 de julio al duque de Palma, Iñaki Urdangarin, que podría declarar ese mismo día como testigo a raíz de la demanda por presunta vulneración del derecho al honor que puso contra su exsocio en Nóos, Diego Torres, por la difusión de los correos electrónicos que afectan a su intimidad.

Según han explicado fuentes judiciales, la titular del juzgado ha convocado para ese día una vista sobre medidas cautelares en la que tendrá que decidir si mantiene la prohibición de difundir los correos después de la demanda presentada contra Torres y varios medios de comunicación.

Después de ser aceptada a trámite la demanda de Urdangarin por supuesta vulneración de su intimidad, algunos de los denunciados han pedido que el propio Duque declare como testigo para escuchar su versión, aunque la juez no se pronunciará sobre esta solicitud hasta ese mismo día.

La demanda la presentó el 9 de mayo el abogado de Urdangarin, Mario Pascual Vives, por presunta intromisión ilegítima en su derecho a la intimidad personal y familiar contra Torres y los grupos de comunicación Ecoprensa (editora de elEconomista.es), Unidad Editorial Información General (editora de El Mundo), El Semanal Digital, Semana, Publicaciones Heres Editora de revista Pronto), Cuarzo Producciones (Productora de El Programa de Ana Rosa), Mediaset (Telecinco), y Titania Compañía Editorial (Vanitatis).

Urdangarin tenía como propósito "exclusivo" evitar la divulgación de los correos para proteger la intimidad personal y, según recoge la demanda, sin ningún tipo de interés económico; la juez adoptó entonces como medida cautelar prohibir la difusión de los correos, algo que tendrá que ratificar el 16 de julio.

Acusa a Torres como destinatario de los correos electrónicos que le envió el Duque de Palma por ser "quien los ha venido filtrando a los medios de comunicación" con el ánimo de causarle un perjuicio, según el escrito.

"La publicación y propagación de los hechos relativos a la vida privada del demanandante no habría sido posible sin la intervención del Sr. Torres", añade.