Archivo de Público
Domingo, 9 de Junio de 2013

La crecida de los ríos Danubio y Elba obliga a evacuar a miles de personas en el centro de Europa

Los desbordamientos da varios ríos han dejado ya numerosas localidades a merced de las aguas, mientras se espera que en las próximas horas los niveles sigan aumentando

EFE ·09/06/2013 - 11:56h

La localidad de Wehlen, Alemania, tras el desbordamiento del río Elba. -EFE

Las autoridades alemanas procedieron hoy a organizar la evacuación de decenas de miles de ciudadanos en la cuenca este y norte de Alemania, donde la crecida del Elba adoptó dimensiones mayores de lo estimado hasta cercar varias localidades. La situación en Magdeburgo, en el este, se tornó dramática desde la madrugada pasada, al resultar insuficientes varios de los diques reforzados durante los días pasados con sacos de arena, de modo que las aguas anegaron ya algunos distritos de la ciudad.

Los desbordamientos habían dejado ya las zonas periféricas a merced de las aguas, mientras se espera que en las próximas horas los niveles del río lleguen a los 7,5 metros, claramente por encima de los 6,72 metros que se marcaron en las devastadoras inundaciones de 2002. Unos 3.000 ciudadanos fueron evacuados ya la noche pasada en dicha localidad, a lo que se suman los 10.000 de Bitterfeld, ciudad que en tiempos de la República Democrática Alemana (RDA) albergó un complejo químico altamente contaminante.

El lago que envuelve la parte este de Bitterfeld y las márgenes del Elba se desbordaron hasta dejar toda la zona anegada. La situación es parecida en Barby, Lauenburg y otras poblaciones de la región, por mucho que no se considera que las aguas dejaron de subir en esos puntos y la tensión se centra ahora en las regiones norteñas. Decenas de miles de voluntarios de la región y del resto del país trabajan desde hace días acumulando sacos de arena junto a los márgenes del río o tratando de contener las aguas en otros puntos donde éstos ya cedieron.

Sólo en los "Länder" de Sajonia y Sajonia-Anhalt se desplegaron 5.000 soldados para participar en esas tareas, a los que se suman otros miles en Brandeburgo y Baja Sajonia, más al norte, hasta la desembocadura del Elba, en Hamburgo. Los vecinos, voluntarios, soldados y equipos de protección civil se coordinan de acuerdo a las instrucciones de las autoridades locales, que advierten además de los peligros de sufrir insolaciones o quemaduras solares, ante las altas temperaturas y sol radiante que dominan esa parte del país este el fin de semana.

El nivel del Danubio sigue creciendo a su paso por Budapest

La altura del río Danubio a su paso por Budapest alcanzó hoy un nivel de 8,8 metros, 24 centímetros más que ayer pero aún por debajo de los 9,3 metros que las autoridades consideran peligroso. Se espera que ese límite no sea superado cuando el río suba esta noche hasta un tope de 9 metros en la capital, en la que ya han tenido que ser evacuadas 215 personas. "Todos deberemos hacer un esfuerzo", aseguró hoy el primer ministro Viktor Orbán, que recordó que se espera que el Danubio llegue a sus máximos en Budapest esta noche.

El Parlamento húngaro tiene previsto prolongar mañana lunes el estado de emergencia en las zonas afectadas por las inundaciones del Danubio, cuyo caudal ha alcanzado máximos históricos. Tendrá que pasar una semana para que el nivel del río en Budapest recupere sus niveles normales, aunque las autoridades locales han asegurado que los diques de protección levantados son seguros. El alcalde de la ciudad, István Tarlós, afirmó ayer que "es muy improbable" que se tenga que evacuar a mucha gente en la ciudad, aunque indicó que las autoridades están preparadas para lo peor en el caso de que haya que desalojar a unas 55.000 personas si los diques se rompen en el barrio Csillaghegy, al norte de la ciudad.

Las cifras actualizadas de evacuados hablan de 1.200 personas en todo el país, sin que se haya informado aún de muertos, heridos o desaparecidos. Las autoridades han tenido que limitar o prohibir el tráfico en una serie de carreteras, especialmente en las provincias cercanas al Danubio. Aunque en las zonas más cercanas a Austria el Danubio ya decrece, aún así se sitúa en alturas extremas y las autoridades han advertido de que cuando se retiren las aguas se producirá una plaga de mosquitos.