Sábado, 6 de Octubre de 2007

Chacón asegura que las hipotecas "subprime" afectan poco a España por lla solvencia de la economía

EFE ·06/10/2007 - 14:06h

EFE - Carmen Chacón atiende a los medios de comunicación. EFE

La ministra de Vivienda, Carmen Chacón, aseguró hoy que la crisis hipotecaria en Estados Unidos está afectando "poco" a España gracias a la "solvencia" del sistema financiero, a que la economía crece un cuatro por ciento y a que el paro está en la tasa más baja de la historia.

En una entrevista en Onda Cero, afirmó que la crisis en Estados Unidos por las hipotecas "subprime (concedidas a familias con dificultades para pagarlas)" se está afrontando en España con una "fortaleza inmensa".

Chacón dejó claro que este fenómeno no está relacionado con la subida del euribor y con la consecuente elevación de las hipotecas de las familias españolas.

Al respecto, destacó que el Gobierno está ayudándolas con medidas como la deflactación de un dos por ciento de la tarifa del IRPF para 2008 y con la reforma de la ley hipotecaria, actualmente en tramitación parlamentaria.

Según la ministra, esa reforma va a permitir a las familias abaratar sus costes de cancelación anticipada de hipotecas, así como el modificar sus créditos.

En cuanto a los que quieren alquilar una vivienda, Chacón recordó que, en el Plan de vivienda que acaba de presentar su Ministerio, se establecen ayudas para todo el mundo y, en especial, para los jóvenes.

Así, a partir del 1 de enero de 2008 habrá una deducción fiscal en el tramo estatal para el alquiler, en igual cuantía que la establecida para la compra de vivienda.

Esta deducción, que "fue suprimida por el PP", abaratará el arrendamiento a 700.000 familias españolas, explicó.

Asimismo, los jóvenes de entre 22 y 30 años con rentas inferiores a 22.000 euros tendrán, durante cuatro años, una ayuda de 210 euros al mes para el alquiler de una vivienda, medida que irá acompañada de 600 euros de fianza y de un aval de hasta 6 meses.

Ambas iniciativas, la deducción fiscal y la renta de emancipación de los jóvenes, supondrá una inversión estatal de 800 millones de euros.