Lunes, 4 de Febrero de 2008

Canciones para el alma, drogas para el cuerpo

Un tercio de la música de más éxito en EEUU contiene referencias explícitas a alcohol, tabaco y otras drogas

ANTONIO GONZÁLEZ ·04/02/2008 - 17:42h

Elisabeth Nogales - Ciertos tipos de música pueden incentivar el consumo de drogas.

Quiero beber hasta perder el control, Todo por la napia o Me estoy quitando no son frases pronunciadas por personas con adicción a las drogas en el transcurso de una terapia de desintoxicación, sino títulos de canciones de conocidos grupos que evidencian la intensa relación que ha existido siempre entre la música y las drogas.

Esta vinculación parece ser más estrecha en el caso de jóvenes y adolescentes, según pone de relieve un estudio realizado por investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de Pittsburgh, cuyas conclusiones indican que un tercio de las canciones más populares en EEUU incluyen referencias explícitas al consumo de alcohol, tabaco y otras drogas.

Para llegar a sus resultados, los científicos, liderados por Brian A. Primack, analizaron las 279 canciones que tuvieron más éxito en 2005, según la clasificación elaborada por la revista especializada Billboard.

Jóvenes y adolescentes

La exposición a mensajes sobre consumo de drogas a través de la música resulta especialmente relevante entre los 15 y los 18 años de edad, una etapa clave en la formación de la personalidad. En esta fase, los jóvenes y adolescentes escuchan música, sin restricciones, unas dos horas y media diarias.

No en vano el 98% de los jóvenes estadounidenses tienen reproductores de CD o MP3 en sus casas y el 86% de los chicos desde los ocho hasta los 18 años tiene alguno de estos aparatos en sus habitaciones.

Los autores de la investigación, que se publica hoy en la revista Archives of Pediatrics & Adolescent Medicine, aseguran que la exposición a ciertos mensajes, sobre todo en películas y publicidad, puede hacer crecer el consumo de drogas entre los adolescentes, y agregan que “es bien conocido que la música conecta especialmente con ellos e influye en el desarrollo de su identidad quizás más que ningún otro medio de entretenimiento”.

Tras analizar el contenido de las 279 canciones, los investigadores descubrieron alguna referencia a las drogas en 116 temas (el 41,6%), alusión que era explícita en 93 (el 33,3%). La droga más citada era el alcohol, seguida por la marihuana. El tabaco ocupaba el último lugar, ya que aparece mencionado sólo en el 2,9% de las canciones.

Por géneros, el rap se lleva la palma, ya que el 77% de los temas analizados como integrantes de este género musical incluyen mensajes explícitos relativos a las drogas. Tras el rap, los géneros con más referencias eran el country (36%) y el hip-hop (20%), muy por encima del rock (14%) y el pop (9%).

Además, sólo el 15% de las canciones con referencias explícitas a las drogas destaca las consecuencias negativas de las mismas, mientras que el 68% habla más de sus efectos positivos que de los negativos.

En el caso de España, otro estudio realizado en 2003 sobre esta cuestión indicaba que era el pop el estilo con más alusiones a las drogas en sus canciones, y eran Los Secretos y Los Rodríguez los grupos que utilizaban de forma más frecuente este recurso.

Según explica el presidente de la Unión de Asociaciones de Atención al Drogodependiente (UNAD), Luciano Poyato, no se puede responsabilizar a los músicos por crear canciones que puedan incitar a tomar drogas, aunque sí es cierto que “algunos tipos de música pueden fomentar el consumo”.

Noticias Relacionadas