Lunes, 4 de Febrero de 2008

Rajoy tilda de "proceso de engaños y oportunismo" la negociación del Gobierno y ETA

EFE ·04/02/2008 - 15:42h

EFE - El presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy (c), junto al presidente del PP andaluz y candidato a la Junta de Andalucía, Javier Arenas (d), durante la visita que realizó hoy a Algeciras. EFE/A.Carrasco Ragel

El presidente del Partido Popular y candidato a la Presidencia del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado hoy que el proceso de negociación con la banda terrorista ETA por parte del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero ha sido un procedimiento de "engaños y oportunismo".

En un acto público en Algeciras junto al presidente del PP de Andalucía y candidato a la Presidencia de la Junta, Javier Arenas, Mariano Rajoy ha señaló que si su partido gana las próximas elecciones generales apostará por derrotar a ETA, y no por negociar con una organización terrorista.

"Esa batalla se va a ganar. Una organización terrorista podrá hacer daño y ha hecho mucho daño y no digo que no lo pueda hacer en el futuro. Pero lo que sí digo es que una organización terrorista no le gana la batalla a un país moderno y a una nación con 44 millones de personas. Vamos a derrotarlos", ha sentenciado Rajoy.

El candidato popular a la Presidencia del Gobierno ha reiterado que la negociación con ETA ha sido un proceso de "engaños", puesto que "primero se nos dijo que no se negociaría políticamente, y luego el propio presidente del Gobierno dijo que sí que habían hablado de política con ETA".

Después del atentado de la T-4 en Barajas, según Rajoy, el jefe del Ejecutivo prometió que no volvería a hablar con ETA "y hace unos días nos ha dicho que ha vuelto a hablar con la banda terrorista".

"Y hoy los medios de comunicación recogen las últimas conversaciones con ETA después del atentado de la T-4. Ha habido engaños, pero ha habido mucho oportunismo", ha señalado el dirigente popular en alusión a la información aparecida hoy en "El Mundo" sobre las reuniones tras el atentado con la banda terrorista.

Mariano Rajoy ha recordado que "llevamos tres años diciendo que hay que echar de los ayuntamientos a ETA, al PCTV, a ANV", y que al PP se le criticó "hasta la saciedad por parte de todos".

Por contra, ahora, "porque hay elecciones y por puro oportunismo, se dice que ANV y el PTCV, es decir ETA, no pueden estar en las instituciones. Desgraciadamente -ha añadido- de las instituciones ya no los van a poder echar".

En muchos lugares, según Rajoy, propiciaría que ya ni siquiera "te puedas presentar a unas elecciones", ya que "es una mentira que demuestra la falta de fiabilidad de un dirigente político".

Ha advertido de que ahora él no iba "a exigir nada" y que si se tiene que pedir que sean "los españoles, si quieren", al tiempo que ha recordado que al Gobierno de la Nación le ha pedido "responsabilidades en muchas ocasiones".

Sobre la polémica surgida entre las Conferencia Episcopal y el Gobierno, Rajoy ha señalado: "si el presidente se quiere pelear con los obispos es su problema, no el mío".

Ha recalcado que él no quiere pelearse con nadie, sino que quiere "hablar de lo que le importa a los españoles que no están en las peleas del Gobierno con los obispos, sino que están en qué se hace en política antiterrorista y que se hace con la economía".

Tras denunciar las "cortinas de humo" de Zapatero, al que ha acusado de demostrar un "pésimo talante", el líder del PP ha dicho que la gente "intenta llevarse bien con todos y lo hizo (Adolfo) Suárez, (Felipe) González y (José María) Aznar".