Lunes, 4 de Febrero de 2008

Rufete debuta esta temporada tras superar diversas lesiones

EFE ·04/02/2008 - 11:24h

EFE - En la imagen del pasado año, el centrocampista del Espanyol, Francisco Joaquin Pérez Rufete (d) y el centrocampista francés del Levante, Olivier Kapo pugnan por el balón durante un partido de Liga.

El jugador del Espanyol Francisco Joaquín Pérez Rufete, muy perjudicado por las lesiones esta temporada, disfrutó ante el Getafe (0-1) de sus primeros minutos en la presente campaña.

Rufete, una de las grandes novedades en el once titular, ocupó la banda derecha del ataque y desplazó a su compañero Valmiro Lopes, Valdo, a la izquierda. Suyo fue el pase a Jonathan Soriano para que marcara el tanto de la victoria.

El jugador alicantino ha tenido que esperar a la tercera jornada de la segunda vuelta para debutar en la Liga, aunque había ido varias veces convocado. Después de participar en 29 encuentros la pasada campaña y ser un jugador importante, en la presente apenas ha dispuesto de oportunidades.

De hecho, el extremo debutó en partido oficial el 19 de diciembre ante el Deportivo de la Coruña en la ida de los dieciseisavos de final de la Copa del Rey. No obstante, tuvo que abandonar el campo a los 30 minutos de juego por una lesión muscular que le mantuvo más de tres semanas de baja.

Sin embargo, ésta no ha sido la lesión más significativa. El 12 de agosto, durante la celebración de un amistoso ante el Utrecht en Holanda, el jugador pidió el cambio, porque notó unas molestias. En principio, el periodo de baja pronosticado fue de dos semanas, pero fue notablemente superior.

En un principio, a Rufete se le diagnosticó una tendinitis en los peroneos de su pierna izquierda y se pronosticó que estaría de baja entre dos y tres semanas. Sin embargo, las molestias no desaparecieron, y después de varias pruebas, se comprobó que tenía una pequeña fisura en el peroné que, según los médicos blanquiazules, la otra lesión no permitía detectar.

El futbolista lamentó mucho en su día que los servicios médicos del club no hicieran caso de sus "sensaciones" y su lesión estuvo rodeada de cierta polémica, aunque públicamente siempre defendió a los galenos blanquiazules.