Archivo de Público
Lunes, 6 de Agosto de 2012

El explorador Curiosity de la NASA aterriza con éxito en Marte

La agencia espacial confirmó que el artefacto se posó en el cráter Gale tras una compleja maniobra denominada "siete minutos de terror"

P.O.S. / AGENCIAS ·06/08/2012 - 08:13h

Primeras imágenes tomadas por el explorador Curiosity de la NASA tras aterrizar con éxito en Marte.

Al final sí que fueron 'siete minutos de terror'. La compleja maniobra que tenían que realizar los diferentes artefactos enviados por la NASA para conseguir que su vehículo explorador Curiosity descendiera hoy sobre suelo marciano se realizó sin ninguna incidencia.

Minutos antes de producirse el aterrizaje, todo eran nervios y caras de preocupación entre los técnicos e ingenieros de la NASA en los diferentes puntos de control de la misión que estaba siendo seguida por millones de personas en todo el mundo a través de canales de televisión e Internet.

Pero en los 'siete minutos' el gigantesco paracaídas que sujetaba el rover de la agencia espacial estadounidense se desplegó a 11.000 metros de altura y consiguió aminorar la velocidad de caída de la nave, al traspasar la atmósfera marciana. Los retropropulsores que tenían que mantenerlo en suspensión a 20 metros de la superficie se mantuvieron encendidos a máxima potencia, mientras el explorador era guiado al suelo del planeta rojo por unas cuerdas de nylon.

A las 07.31 (hora española), la agencia espacial confirmaba que el artefacto posaba con éxito sus seis ruedas en el cráter Gale, tras un viaje de 567 millones de kilómetros, dando comienzo a una misión de dos años en busca de pruebas de vida en el planeta rojo.

"Estoy entero y a salvo en la superficie de Marte", indicó un mensaje en el la cuenta de Twitter del Curiosity a la hora 05:32 GMT, que dio lugar a una celebración con aplausos y abrazos entre el personal de sala de control del Laboratorio de Propulsión en Pasadena, California. "¡Cráter Gale, aquí estoy", añadía el rover en su mensaje. La NASA ha querido que esta vez parezca que es el propio vehículo espacial el que envía mensajes desde 248 millones de kilómetros, en esta exitosa fase de una misión con un presupuesto de 2.500 millones de dólares.

El Curiosity llega a Marte

Pocos minutos después del aterrizaje el vehículo enviaba las primeras imágenes recogidas de la superficie del planeta rojo, como la mejor prueba de que la primera parte de la misión se había desarrollado con éxito.