Archivo de Público
Lunes, 2 de Julio de 2012

Dimite el presidente del Barclays por la manipulación del tipo interbancario

El consejero delegado del banco Bob Diamond, a quien muchos señalan como uno de los responsables de la trama, ha indicado que no piensa dejar su cargo

PÚBLICO.ES / EFE ·02/07/2012 - 10:29h

- EFE - Una sucursal de Barclays Bank en Londres, Reino Unido.

El escándalo de las manipulaciones de los tipos de interés interbancarios en Reino Unido ha sacudido a la élite financiera británica y ya se ha cobrado su primera víctima de peso, el propio presidente de Barclays, Marcus Agius, que ha presentado hoy su dimisión y ha pedido disculpas públicamente. "Realmente siento mucho haber defraudado a nuestros clientes, empleados y accionistas. Barclays está lleno de gente trabajadora, talentosa, cuya integridad no es cuestionada", ha remarcado. Sin embargo, el que aún no ha dimitido es el consejero delegado, al que muchos señalan como uno de los culpables de las prácticas criminales de la entidad.

"Este ha sido un periodo de estrés sin precedentes y, en particular, de turbulencias en la industria bancaria y en la economía mundial en general", ha agregado el que fuera presidente del banco desde 2007, que calificó el escándalo de "golpe devastador". Por esa razón, el pasado miércoles los organismos reguladores del Reino Unido y EEUU multaron al banco británico con 290 millones de libras (363 millones de euros) por manipular el Libor -el tipo de interés interbancario fijado en Londres- y su equivalente europeo, el Euribor, entre 2005 y 2009 por los empleados.

Agius permanecerá en el puesto hasta que se produzca una "sucesión ordenada"

Al dar a conocer su dimisión, Agius, de 65 años, dijo que permanecerá en su puesto hasta que se produzca una "sucesión ordenada" y agregó que el director no ejecutivo del Barclays, Michael Rake, ha sido designado como vicepresidente del banco.

Por su parte, el consejero delegado del banco Bob Diamond ha indicado que no piensa dimitir, si bien tiene previsto comparecer este miércoles ante el comité parlamentario del Tesoro para explicar el caso. Mientras desde muchos medios se le señala a él como uno de los responsables del caso de las manipulaciones, él ha culpado el problema "a un pequeño número de empleados", aunque ha renunciado a su prima para este año.

Otros bancos británicos están siendo investigados por ese caso de manipulación de las tasas, entre ellos el parcialmente nacionalizado Royal Bank of Scotland (RBS), propiedad del Estado en un 84 %.