Archivo de Público
Jueves, 24 de Mayo de 2012

Aguirre prefiere no exponerse en la final de Copa

La presidenta madrileña no acudirá mañana al Vicente Calderón. El vicealcalde asegura que "solo es un partido de fútbol"

PÚBLICO.ES ·24/05/2012 - 13:54h

EFE - La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre.

Después de calentar el ambiente previo a la final de la Copa del Rey con sus declaraciones, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, ha decidido que no asistirá el viernes al Vicente Calderón para presenciar el choque entre el FC Barcelona y el Athletic de Bilbao este viernes en el estadio Vicente Calderón.

En rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, el vicepresidente y portavoz, Ignacio González, ha señalado que no sabe "quién va a ir". "La presidenta no va, irá quien quiera ir y le apetezca disfrutar de la final", ha asegurado.

Hace dos días, la presidenta animó a que si se pitaba el himno nacional y al príncipe se suspendiera inmeditamente el choque. "Los ultrajes a la bandera o al himno son delito en el Código Penal. No se deben consentir y por lo tanto, mi opinión es que el partido se debe suspender y celebrarse a puerta cerrada en otro lugar", argumentó.

La dirigente madrileña ha recibido duras críticas por sus palabras al entender que se estaba utilizando una cuestión deportiva para hacer política. Pero lejos de retractarse, ayer volvió a ratificar sus palabras apelando a la "libertad de expresión". Además, puso el ejemplo de que una pitada al himno nacional en países "serios" como Estados Unidos o Reino Unido no se permitiría y ha recordado que es un delito atacar los símbolos nacionales.

Incluso, se llegó a preguntar "qué ocurriría si en una final de campeonato de Catalunya empieza a sonar Els Segadors -el himno catalán- y se produce una pitada monumental", una suposición que ha sometido "a la reflexión de la gente".

El vicealcalde de Madrid: "Solo es un partido de fútbol"

Sin embargo, el vicealcalde de Madrid, Miguel Ángel Villanueva, ha preferido rebajar tensiones al afirmar que "solo es un partido de fútbol, nada más, aunque tampoco nada menos". En rueda de prensa tras la Junta de Gobierno del Ayuntamiento, el vicealcalde ha hecho un "llamamiento al comportamiento cívico de las dos aficiones".

A su juicio, "lo sensato es pedir responsabilidad, respeto a los símbolos y que sea una fiesta deportiva, que es lo que debe ser". Además, a los madrileños, Villanueva les pide que sepan "acoger un acontecimiento de esta naturaleza como se merece".