Archivo de Público
Martes, 24 de Abril de 2012

Soldados de EEUU chocan más al volver de la guerra: estudio

Reuters ·24/04/2012 - 18:39h

Por Ben Berkowitz

El personal militar estadounidense tiene un 13 por ciento más de accidentes de tránsito en los cuales comete una falta durante los seis meses posteriores a regresar de un despliegue en el exterior que en los seis meses previos al viaje, señala un estudio publicado el martes.

El trabajo de USAA, un seguro especializado en las fuerzas armadas y sus familias, se basó en 171.000 despliegues de 158.000 miembros de sus miembros durante un período de tres años que finalizó en febrero del 2010, cuando aún había combates en Irak y Afganistán.

En muchos casos, el USAA halló que los soldados usaban el estilo de manejo que los mantenía con vida en las calles de Bagdad o Kabul y lo aplicaban a las zonas suburbanas en su hogar.

Los resultados fueron más drásticos en los miembros del Ejército y los Marines, cuyas tasas de accidente eran un 23 por ciento y un 12,5 por ciento mayores, respectivamente. (Las tasas eran un 3 por ciento mayores en la Marina y 2 por ciento en la Fuerza Aérea).

No sorprende que dada la experiencia que muchos soldados tuvieron con dispositivos explosivos improvisados (DEI) y otros obstáculos en las calles de las zonas de combate, la USAA encuentre que los "objetos en el camino" son una de las causas de accidente más citadas de las 13 estudiadas.

La aseguradora también encontró una correlación directa entre el número de despliegues y la tasa de accidentes: aquellos soldados desplegados tres veces o más tenían un 36 por ciento más, aquellos desplegados dos veces, un 27 por ciento más y los que estuvieron sólo una vez, un 12 por ciento más de accidentes.

Un estudio militar del 2009 halló que, desde el 2001, los despliegues promediaban los ocho a 14 meses de duración.

También hubo correlación por edad -los soldados menores de 22 años estaban involucrados en más choques que aquellos mayores de 29 años- y por escalafón: cuanto más alto grado tenía el soldado, menor la cantidad de accidentes.

"USAA ha compartido el estudio con académicos y expertos en tránsito y ha tomado medidas para hacer conocer a sus miembros los riesgos detrás de un vehículo para las tropas que regresan" del exterior, indicó en el informe la compañía, que hasta fines del 2011 registraba 8,8 millones de asociados.

La Oficina de Asuntos Públicos del Ejército se negó a realizar comentarios sobre los resultados del estudio, al argumentar que era un proyecto de investigación de la empresa y no del Gobierno.

El sondeo de USAA se suma a la creciente evidencia sobre los efectos psicológicos y físicos del despliegue en zonas de guerra.

El Ejército estadounidense dijo en enero que los delitos sexuales violentos cometidos por soldados en actividad casi se habían duplicado en los últimos cinco años, en parte debido al trauma de la guerra.

En marzo, investigadores del Ejército indicaron que uno de cada cinco soldados que regresan de Afganistán o Irak luego de una conmoción cerebral desarrollan dolores de cabeza crónicos.