Viernes, 5 de Octubre de 2007

Barrena califica las detenciones de ayer de operación de castigo y venganza

El PSE rechaza las acusaciones del Ejecutivo vasco y dice que es el momento de que "la Ley actúe"

Kepa Gorria ·05/10/2007 - 13:05h

El portavoz de Batasuna, Pernando Barrena, ha calificado la detención de parte de la Mesa Nacional de este partido de "operación de castigo" y "venganza" por la postura de la formación ilegalizada durante el "proceso negociador". La Policía Nacional, por orden del juez Garzón, detuvo anoche a 22 de sus miembros en Segura (Guipúzcoa).

Barrena, el único portavoz de Batasuna que actualmente se encuentra en libertad, se refirió a la detención de una veintena de miembros de la izquierda abertzale anoche, tras acompañar a dos integrantes del Sinn Fein a la cárcel de Martutene, donde los norirlandeses visitan en estos momentos a Arnaldo Otegi, recluido en el centro penitenciario donostiarra desde el pasado 8 de junio por un delito de enaltecimiento del terrorismo.

Impulso sospechoso 

El consejero de Justicia del Gobierno vasco, Joseba Azkarraga, ha denunciado la "oportunidad política"de la detención de la Mesa Nacional de Batasuna. La Policía Nacional, por orden del juez Garzón, detuvo anoche a sus 22 miembros en Segura (Guipúzcoa). Azkarraga cree que "resulta muy sospechoso que los impulsos en las actuaciones judiciales coincidan con momentos tan trascendentes para la vida política".

Según Azkarraga, al Gobierno Vasco le causa "una honda preocupaión" la posición del fiscal general del Estado, a favor de la operación, "porque es una hipocresía política considerar normal que se persiga a dirigentes de la denominada izquierda abertzale cuando todavía en el mes de mayo de este año representantes del PSOE y del Gobierno se reunieron con ellos para hablar del futuro político de nuestro país".

El consejero de Justicia ha afirmado que, a juicio del GobiernoVasco, "tensionar en estos tiempos la situación social en Euskadi es algo que conviene a quienes rehuyen el debate a fondo sobreel conflicto político".

Respuesta del PSE 

El portavoz parlamentario del PSE-EE, José Antonio Pastor, ha rechazado la interpretación del Gobierno vasco. Según Pastor, las detenciones ayer por la noche de 22 dirigentes de Batasuna no responden a "supuestas intencionalidades políticas" y consideró que "es el momento de que la Ley actúe", ya que, "por desgracia, ETA vuelve a matar".
  
Pastor dijo respetar "escrupulosamente la decisión judicial", tal como el PSE hace siempre con cualquier decisión judicial, y señaló que "este hecho pone en evidencia" que "no es cierta la crítica que se hace desde los medios de la derecha sobre que el Estado de Derecho ha quedado inane y no se aplica la Ley". "Esto es una demostración palpable de que el Estado de Derecho funciona y que la ley se aplica".

El PP espera una rectificación a fondo 

El secretario de Justicia del PP, Ignacio Astarloa, ha dicho hoy que espera que la detención de miembros de la Mesa Nacional de Batasuna signifique "el inicio de una rectificación a fondo de los disparates" que se han hecho en la política antiterrorista en los últimos tres años.

Astarloa ha afirmado en rueda de prensa que en estos tres años se ha hecho "la vista gorda" cuando los miembros de Batasuna se reunían y manifestaban, y que las explicaciones al respecto han sido "terriblemente dañinas".

Noticias Relacionadas