Archivo de Público
Viernes, 20 de Abril de 2012

Ministros del G20 apelan a impulsar el libre comercio ante coyuntura recesiva

EFE ·20/04/2012 - 07:54h

EFE - El secretario de Estado de Comercio de España, Jaime García-Legaz, habla en la Reunión Ministerial de Comercio del G-20 en Puerto Vallarta (México).

Ministros de Comercio y Economía de los países del Grupo de los Veinte (G20) criticaron hoy el proteccionismo y pidieron "mantener y promover el libre comercio" como vía para fomentar el crecimiento y la generación de empleo, al término de una cumbre celebrada en México.

El secretario (ministro) de Economía de México, Bruno Ferrari, advirtió en una rueda de prensa en Puerto Vallarta de que con la economía mundial en dificultades "cualquier medida proteccionista solamente puede ser contraproducente para todos".

Los dos temas centrales que abordaron los ministros y el director general de la Organización Mundial de Comercio (OMC), Pascal Lamy, durante los dos días de trabajo fueron la situación del comercio, el crecimiento y el empleo, y también el análisis de las "cadenas de valor globales", un asunto complejo que el G20 se comprometió a analizar.

El asunto tiene que ver con cómo ha evolucionado el comercio en los últimos años, y el modo en que "la reducción de los costos de transporte y la rápida evolución de las tecnologías de la información han hecho más fácil segmentar la producción a través de diferentes países", dijo Ferrari.

Recordó que el comercio mundial se ha intensificado, que el 56 % del de bienes son "materias primas, partes, componentes y productos semielaborados" y que un 73 % del total son servicios que se utilizan para producir bienes u otros servicios.

"En esta nueva realidad cualquier distorsión que sea introducida en alguno de los eslabones de la cadena de suministro afectará a todo el proceso de producción internacional", según Ferrari.

Los ministros del G20 coincidieron en que es imprescindible "mantener abiertos los mercados de bienes y servicios" para "permitir a las empresas, en particular a las medianas y pequeñas (pymes), el que tengan acceso a insumos importados y componentes a precios competitivos".

Ferrari recordó que en 2012 la situación económica mundial que espera la OMC no es halagüeña, ya que prevé un alza de solo el 3,7 %, inferior al 5 % de 2011.

"Este pronóstico refleja el hecho de que la economía global se dirige hacia una desaceleración en 2012 debido en gran parte a las ondas de choque provocadas por la crisis de la deuda europea", apuntó el ministro.

Como logro de la cumbre ministerial de Puerto Vallarta, Ferrari citó el de que hay un cambio de visión entre los países del G20.

"Por mucho tiempo nos hemos concentrado en el lado de las exportaciones sin considerar los beneficios que traen consigo las importaciones. Estamos terminando con ese diálogo negativo de que las exportaciones son buenas y las importaciones, malas. Actualmente debemos incrementar las importaciones con el fin de poder exportar", sostuvo.

Además, reiteró el mensaje de que restringir las importaciones equivaldría a "darse un tiro en el pie ya que el proteccionismo comercial trae consigo el riesgo de afectar a las empresas nacionales al desplazarlas de las cadenas globales de valor en lugar de proveerles de una ventaja competitiva".

A la rueda de prensa final acudieron los ministros de Economía y Comercio de Australia, Canadá, Chile, Indonesia, Nueva Zelanda y México, así como un subsecretario de Estados Unidos.