Archivo de Público
Sábado, 7 de Abril de 2012

Muere Lizhi, uno de los inspiradores de las protestas de Tiananmen

Las autoridades de Pekín tenía órdenes de busca y captura contra él y se exponía a ser condenado a pena de muerte en China

EFE ·07/04/2012 - 20:22h

Imagen de archivo de Fang Lizhi en 1988.-Mark Avery/AP

El astrofísico chino Fang Lizhi, uno de los disidentes más conocidos de las protestas estudiantiles de Tiananmen de Pekín, en 1989, ha fallecido en Estados Unidos a los 76 años de edad, ha confirmado uno de los allegados del profesor.

Fang y su esposa, Li Shuxian, se refugiaron poco después de la dura represión militar de las protestas de la plaza de Tiananmen del verano de 1989 en la embajada estadounidense en la capital china durante trece meses, hasta que lograron exiliarse en Estados Unidos.

Allí reanudó su trabajo docente y se convirtió en un reconocido profesor de astrofísica en la Universidad de Arizona, estado en el que falleció este viernes, según confirmó su amigo Wang Dan a través de Twitter. Según Wang, el disidente falleció en el condado Tucson de manera repentina, algo que le fue comunicado por la esposa del profesor. "Espero que el pueblo chino no olvide que una vez hubo un pensador como Fang Lizhi. Él inspiró a la generación del 89 y despertó en la gente las ansias de derechos humanos y democracia", ha escrito Wang.

Fang, originario de Hangzhou (provincia de Zhejiang), fue uno de los pioneros en la investigación en China en la teorías y aplicaciones del láser. En 1952, cuando contaba tan sólo con 16 años fue admitido en la Univeridad de Pekín para estudiar física teórica y nuclear. A finales de los años 80, Fang se convirtió en uno de los más activos intelectuales a favor de reformas democráticas en China, por lo que fue expulsado del Partido Comunista y de su puesto en la universidad.

Tras refugiarse en la embajada estadounidense durante la protestas de Tiananmen, Washington le garantizó protección, ya que las autoridades de Pekín tenía órdenes de busca y captura contra él y se exponía a ser condenado a pena de muerte en China.