Archivo de Público
Viernes, 2 de Marzo de 2012

Los pilotos de Iberia convocan 24 nuevas jornadas de huelga

Algunos de los paros coincidirán con puentes y la Semana Santa

EFE ·02/03/2012 - 19:56h

EFE - Dos pasajeros esperan sus vuelos en el aeropuerto de Barajas, en Madrid. -

El sindicato de pilotos Sepla ha convocado 24 nuevas jornadas de huelga en Iberia durante los meses de marzo, abril y mayo, coincidiendo algunas de ellas con puentes y la Semana Santa. Asimimos, está previsto que el lunes el sindicato de tripulantes de cabina de pasajeros (TCP) Stavla convoque también nuevas jornadas de huelga que coincidirán con las de los pilotos, según el Sepla.

Concretamente son los días 16, 19 (Puente de San José), 23, 25, 26 y 30 de marzo; 2 (el lunes anterior a Semana Santa), 4 (la víspera de Semana Santa), 9 (el Lunes de Pascua), 13, 16, 20, 23, 27 y 30 de abril; 2 (el Día de la Comunidad de Madrid), 4, 7, 11, 14 (la víspera de San Isidro en Madrid capital), 18, 21, 25 y 28 de mayo, según un comunicado del Sepla.

Estas nuevos paros se suman a los doce que han secundado los pilotos de Iberia hasta la fecha desde el pasado día 18 de diciembre y que han provocado unas pérdidas de 36 millones de euros. Dado que la empresa calcula que cada día de huelga pierde unos 3 millones de euros, las 24 jornadas supondrían unas pérdidas de 72 millones de euros.

Contra la creación de una filial 'low cost'

Los pilotos han decidido aumentar los días de huelga, que iniciaron en contra de la creación de la filial de bajo coste, Iberia Express, decisión en la que la empresa se mantiene firme pese a las movilizaciones. Los pilotos han optado por continuar su protesta por el rechazo de Iberia a cualquiera de las propuestas ofrecidas por el colectivo y mantener la creación de Iberia Express, que supondrá la destrucción de 8.000 puestos de trabajo en la matriz, según el Sepla.

La compañía insiste en la creación de Iberia Express 

El sindicato ha recordado que ha ofrecido a la compañía un proyecto que supone unos ahorros mayores que los que tiene previstos la propia empresa, sin necesidad de segregar actividad de la matriz. La propuesta de los pilotos se centra en rebajar el coste de la operación de vuelo un 50% de lo que supone en la actualidad, rebajas de sueldos de hasta el 50%, cesiones de productividad y entradas de nuevas categorías laborales, entre otros aspectos.

El Sepla insiste en que esta propuesta implica una actualización de toda la plantilla de pilotos y de sus condiciones laborales, acordes con las necesidades de mercado actuales, lo que ahorraría 300 millones de euros, frente a los 90 previstos con el plan de la empresa. Sin embargo, la compañía insiste en la creación de Iberia Express, que supondrá la pérdida de 40 aviones de la matriz y 8.000 puestos de trabajo, sin contar la vulneración del convenio colectivo de los pilotos, firmado por la empresa y que recoge la imposibilidad de segregar actividad de la matriz, entre otros aspectos.

El sindicato ha denunciado además la postura de la empresa de "obligar a los pilotos a incumplir la ley de Seguridad Aérea, que regula el tiempo de trabajo y de descanso de las tripulaciones, llegando al despido de un piloto por este motivo".